El costo de los delitos en México 2015

OTRAS
21/10/2016
12:10
-A +A
Observatorio Nacional Ciudadano
El Observatorio Nacional Ciudadano es una organización de la sociedad civil que vincula a las organizaciones civiles para potenciar su incidencia en las políticas y acciones de las autoridades.
OTRAS

Fuente: Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública, 2016

 

De acuerdo con la más reciente Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública en México (ENVIPE) la incidencia de delitos tuvo un costo aproximado en 2015 de $236 mil 813 millones de pesos, lo que representó el 1.25% del PIB del país, y significó un aumento de alrededor de $10 mil millones respecto a 2014. Este costo de los delitos, la ENVIPE lo divide en tres rubros: pérdidas a consecuencia de los delitos cometidos, gastos en salud a consecuencia de los delitos y gastos en medidas de protección contra la delincuencia, en donde la mayor parte de las pérdidas se concentran en el primer rubro. Los datos anteriores muestran la gravedad del problema no solo en términos de seguridad y violencia, sino también sus implicaciones sobre el bienestar económico de millones de familias en nuestro país.

 

Pérdidas a consecuencia de los delitos cometidos

Durante 2015, según las estimaciones de la ENVIPE 2016, en el país hubo un aproximado de 23 millones 285 mil víctimas de algún delito con una pérdida promedio de $6 398 pesos por persona, mostrando un incremento de 467 mil víctimas respecto a lo sucedido en 2014. A este crecimiento en las víctimas, se debe añadir que en el 93.7% de los delitos cometidos en México no hubo denuncia o no se inició una averiguación previa por parte de los Ministerios Públicos, lo cual muestra la gravedad de la llamada cifra negra que entre otras razones es atribuible a la desconfianza de las personas hacia sus autoridades y a la pérdida de tiempo que representa para las personas dados los escasos resultados obtenidos, pues como la misma encuesta señala en el 45.9% de los delitos denunciados y con averiguación previa no pasó nada o no se resolvió el delito.

A nivel entidad, el Estado de México fue quien presentó las mayores pérdidas por delitos cometidos en 2015 con un estimado de más de $13 mil millones, dado que fue la entidad con el mayor número de víctimas al sobrepasar los 5 millones de personas, seguida de Ciudad de México y Jalisco con 3 y 1.8 millones de víctimas respectivamente. Del lado opuesto, las entidades con menos víctimas en 2015 y que por ende presentaron de las menores pérdidas a nivel nacional fueron Campeche y Colima con 125 mil y 120 mil personas afectadas.

El comparativo con la ENVIPE 2015 refiere que durante 2014 las entidades con más víctimas y pérdidas por delitos fueron de igual forma el Estado de México, Distrito Federal (hoy Ciudad de México) y Jalisco, pero las tres presentaron menores niveles de víctimas que lo observado en 2015. Mientras que Colima y Campeche también fueron las entidades con menos delitos y de las de menores pérdidas en 2014, pero en ambos casos sus víctimas de 2014 fueron mayores a las estimadas en 2015.

 

Gastos en medidas de protección contra la delincuencia

Dentro de los costos de los delitos, además de las pérdidas propias ocasionadas por el delito se encuentran también los gastos en medidas de protección contra la delincuencia, tales como cambiar o colocar cerraduras y/o candados y colocar rejas o bardas entre otras medidas, los cuales la ENVIPE estima fueron de $77 mil 900 millones de pesos en 2015 aplicados a los hogares de 33.6 millones de personas, lo que generó un gasto promedio de $2 320 por persona a nivel nacional.

Por entidades, se sabe que Baja California Sur y Aguascalientes fueron las que promediaron los mayores gastos de protección por persona con $3 407 y $3 357 respectivamente, cuyas diferencias fueron mayores de 40% respecto al comportamiento nacional. En tanto que Tlaxcala, Chiapas, Oaxaca y Puebla mostraron gastos promedios menores de $ 2 mil por persona.

Por su parte, las entidades con más personas en hogares con alguna medida de protección fueron Estado de México, Jalisco, Ciudad de México y Veracruz al sumar 12.5 millones de personas, equivalente al 37.37% nacional, y concordante con sus tamaños de población y el número de víctimas estimadas en 2015, que puede resultar en el incremento de las medidas de seguridad en los hogares.

 

Gastos en salud a consecuencia de los delitos

Un tercer componente en el costo de los delitos son los gastos a consecuencia de los daños en la salud, los cuales se estima ascendieron a $9 mil 945 millones en 2015, con un gasto promedio de $427 por víctima de la delincuencia, no obstante, al presentar grandes variaciones entre las personas entrevistadas, los promedios obtenidos por la ENVIPE muestran rangos muy grandes al interior de las entidades federativas lo que dificulta su comparación, similar a lo sucedido con el promedio de pérdidas por delitos por entidades, dado que estas presentan enormes variación entre individuos y entre los diferentes tipos de delitos.

 

Pérdidas totales por tipo de delito

Finalmente, la ENVIPE 2016 estima las pérdidas totales ocasionadas por los delitos más comunes en México al sumar las pérdidas propias del delito, así como los gastos en salud a consecuencia de sufrir tal delito, de donde se obtiene que en 2015 el delito que representó los mayores costos para los mexicanos fue el robo o asalto en calle o transporte público con una pérdida estimada de $35 mil 300 millones de pesos, de los cuales el 90% correspondieron a pérdidas propias del delito y cuya incidencia es la más alta en el país con 8.25 millones de casos, pese a ello mostró una cifra negra del 95.8% a nivel nacional. A este le siguió el robo total de vehículos con un coste total de $29 mil 046 millones de pesos, de los cuales el 99.1% correspondió al valor de los vehículos, con un estimado de 452 mil vehículos robados en 2015 y cuyo delito suele ser de los más denunciados, al presentar una cifra negra solo de 34%, muy por debajo del nivel del resto de los delitos cometidos en el país. En tercer lugar, el fraude en sus diversas modalidades representó para los mexicanos pérdidas por $25 mil 940 millones de pesos al registrarse un total de 3.23 millones de casos a nivel nacional, en donde solo el 6.1% de los casos fueron denunciados y se inició una averiguación previa.

Estos tres delitos señalados acumularon más del 56% de las pérdidas totales por delitos ocurridos en México el año pasado y que sumadas con el resto de pérdidas ocasionadas por otros delitos exponen su gravedad en detrimento de la economía de millones de personas y familias en México.

No obstante, no debemos olvidar que este análisis deja fuera otros costos monetarios y no monetarios de estos y otros delitos, tales como la pérdida en la esperanza de vida a consecuencia de los homicidios violentos que de acuerdo a diferentes investigaciones han repercutido en años recientes, particularmente en la disminución de la esperanza de vida de jóvenes adultos o los costos indirectos de la inseguridad y violencia en la vida diaria que laceran el bienestar emocional y social de los individuos.

 

Bibliografía

Oscar Rodríguez Chávez

Observatorio Nacional Ciudadano

@RdCh85 @ObsNalCiudadano

Comentarios

MÁS EN BLOGS

NOTICIAS DEL DÍA

Publicidad

¿México en paz?

You are here