Crónica. Cuando el gobierno atacó al gremio

Recuerdan las injustas detenciones de Ealy y Salinas Pliego en 1996

Nación 16/10/2016 02:08 Juan Arvizu Actualizada 04:39
Guardando favorito...

[email protected]

Ambos vienen de persecuciones del poder público, de las que salieron sin culpa. Hoy hablan de esas páginas tristes en sus vidas, al frente de un periódico y de una televisora.

El Presidente Ejecutivo y del Consejo de Administración de EL UNIVERSAL, Licenciado Juan Francisco Ealy Ortiz, y el presidente de TV Azteca, Ricardo Salinas Pliego, narran las pruebas más duras a las que han respondido.

Héctor de Mauleón, periodista, está entre ambos, en el gran salón de los trabajos de la 72 Asamblea General de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP). Escuchan el diálogo integrantes de la familia Ealy: la señora Perla Díaz de Ealy; el director general de EL UNIVERSAL, Juan Francisco Ealy Lanz Duret, así como Juan Carlos, Perla y Juan Luis Ealy. Ya es historia y ocurrió hace 20 años, el 13 de septiembre de 1996.

“Fueron a mi casa y al periódico 60 agentes de la Policía Judicial Federal, armados hasta los dientes. Al otro día me presenté en la PGR y me preguntaron: ‘¿Qué se comió? Ni al peor de los narcotraficantes lo fuimos a detener como a usted’”.

Silencio en el salón. Sentado ante el público y cámaras de televisión, el Licenciado Ealy Ortiz con voz tranquila dice: “Fue una experiencia muy triste, para mi familia sobre todo”. Recuerda: “Yo estaba entero, no era culpable”.

Sigue el relato. Primera vez que habla de ello en público, ahora en el marco de los festejos de los 100 años de EL UNIVERSAL, en la asamblea de la SIP.

“Fui acusado de evasión fiscal. Nunca se pudo comprobar. El entonces secretario de Hacienda, Guillermo Ortiz, me mandó una carta diciendo que se me exculpaba por haberse excedido la Secretaría en la acción en mi contra y me adjuntaba un cheque por dos millones 800 mil pesos que había pagado de más".

El Licenciado Ealy Ortiz, quien ha tratado con nueve presidentes de la república y generaciones de políticos, a lo largo de 47 años de liderazgo editorial, resume: “Fue pura faramalla; salí limpio”.

Ricardo Salinas Pliego, le dice: “Juan Francisco, te fue bien, te dieron la carta de disculpas. El mismo año, el mismo procurador, el simio Antonio Lozano Gracia, me tuvo detenido 24 horas; decía que yo era prestanombres de Carlos Salinas”.

El presidente de TV Azteca, precisa: Lozano Gracia lo señalaba del delito de lavado de dinero “para quitarme las concesiones que había pagado”. Después de 20 años, esos momentos unen sus visiones. Al final del diálogo se abrazan, saben que la unidad hará fuerte al gremio.

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses