Marina reduce mandos

Nación 23/09/2015 03:10 Francisco Reséndiz Actualizada 09:45

Busca ampliar presencia en zonas donde la delincuencia ha rebasado a las policías

[email protected]

Jojutla, Mor.— El presidente Enrique Peña Nieto advirtió que la seguridad y tranquilidad de los mexicanos es una tarea que no distingue el origen partidario de cada gobierno ni un clima de afinidad ni de preferencias ideológicas, sino que convoca al esfuerzo de todos los órdenes de gobierno.

Al inaugurar las instalaciones del 108 Batallón de Infantería, pidió no dejar que un solo orden de gobierno sea el responsable de enfrentar al crimen y la inseguridad que se vive en distintas partes del país, y convocó a los gobiernos estatales y municipales a actuar en corresponsabilidad en esta tarea.

Acompañado por los integrantes del gabinete de seguridad nacional, indicó que una de las aristas y pilares de la estrategia federal en materia de seguridad pública es lograr una eficaz coordinación entre los tres niveles de gobierno y que ello ya ha dado resultados significativos con importantes reducciones en la incidencia de delitos más relevantes, como homicidios, secuestros y extorsiones.

Explicó que su gobierno seguirá convocando a la corresponsabilidad con los gobiernos estatales para mantener un frente sólido y efectivo contra la delincuencia y adelantó que en Morelos se mantendrán operativos conjuntos para recuperar la paz y la tranquilidad de las familias.

“Lo he señalado en varias ocasiones: no se trata de dejar que sólo un orden de gobierno asuma plena responsabilidad frente a los índices de criminalidad y frente al clima de inseguridad que se vive en distintas partes.

“Esta es una tarea que, efectivamente, convoca al esfuerzo de todos los órdenes de gobierno, cada nivel de gobierno, y me refiero al federal, al estatal y al municipal, cada uno asuma plenamente su responsabilidad”.

Sobre el debate en el Congreso respecto a cuáles son las funciones que a cada nivel de gobierno le compete, subrayó que a fin de cuentas todas están orientadas a ser un frente común.

“Esta es una tarea que no distingue ni el origen partidario de cada gobierno ni un clima de afinidad ni de preferencias ideológicas, es una tarea que convoca al esfuerzo de todos los órdenes de gobierno para sumir de forma conjunta esta responsabilidad y asegurar que en México pueda haber condiciones de paz y tranquilidad para toda la sociedad”.

Dijo que si bien las cifras sobre la reducción de los índices de criminalidad que se vivían en el país han disminuido, son resultados alentadores que convocan a redoblar el paso, a mantener firme la estrategia y perfeccionarla en busca de mejores resultados.

Labor en equipo. Tras detallar que las instalaciones militares para el 108 Batallón de Infantería podrán albergar hasta 500 soldados, externó que los avances en seguridad deben convocar a seguir trabajando en equipo y a redoblar esfuerzos en favor de la población.

“Morelos es una entidad que es un vivo ejemplo de lo que queremos y buscamos para todo el país, al haber logrado la operación del Mando Único Policial que ya comienza a dar resultados”, señaló.

El Presidente comentó que esta Base Militar tiene como propósito incrementar la seguridad en la región sur de Morelos, particularmente en los municipios de Amacuzac, Jojutla, Puente de Ixtla y Tlaquiltenango.

“El objetivo es claro: cerrarle el paso a grupos delictivos que amenazan la vida, la tranquilidad y el patrimonio de las familias que viven en esta región del país”, aseguró.

El mandatario explicó que al ser una zona limítrofe entre entidades, la suma de esfuerzos entre los gobiernos es tan importante como necesaria y recalcó que ante casos de emergencia o desastres naturales, los soldados y marinos son los primeros en auxiliar a la población.

“Igualmente, frente a actos que vulneran las libertades o que lesionan el Estado de derecho, el Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea son un firme respaldo institucional para asegurar el respeto a la ley y recuperar la paz y la tranquilidad”, afirmó el Presidente.

El gobernador Graco Ramírez manifestó que en el esfuerzo compartido del gobierno federal y las autoridades locales, se ha logrado una reducción de 30% en delitos de alto impacto y expuso que la historia del secuestro en Morelos ha quedado atrás:

“Morelos no es territorio para secuestros, es territorio de paz y seguridad”, dijo, y recalcó que la seguridad no distingue preferencia política.

Temas Relacionados
Enrique Peña Nieto crimen

Comentarios