Resultó efectiva la esquizofrenia

LABORATORIO DE REDES

Estudiantes de preparatoria protestaron este lunes contra Donald Trump, frente a las oficinas de gobierno de Los Angeles (REED SAXON. AP)
Nación 15/11/2016 04:00 Alonso Cedeño Actualizada 09:56
Guardando favorito...

Estrategia en Línea

“En política no hay sorpresas, sino sorprendidos”

A casi una semana del triunfo de @realDonaldTrump, la noticia sigue resultando un tema de análisis desde casi cualquier punto de vista. En este caso analizaremos los hashtag que tuvieron mayor número de menciones en el proceso electoral estadounidense, así como las reacciones que distintos personajes importantes en el mundo y en México han tenido a través de redes sociales.

Los trending topics más importantes en redes sociales durante las elecciones fueron #ElectionNight con casi 15 millones de menciones y #ElectionDay con más de 10 millones; estos hashtags tuvieron interacciones a nivel mundial. Una vez que el triunfo de Donald Trump fue reconocido, #PresidenteTrump alcanzó más de 3 millones de menciones; así como #Florida, una entidad clave en el resultado inesperado, fue mencionado más de 2 millones de veces. Sin embargo, las protestas que tuvieron lugar en California y Nueva York en los días subsecuentes a la elección sugieren una nueva tendencia con el hashtag #NotMyPresident con más de un millón de menciones.

Mucho se podrá polemizar sobre las razones por las cuales @RealDonaldTrump es ahora el presidente electo, pero es claro que los estudios de opinión y los analistas de los mismos fallamos en la predicción de los resultados electorales, y es común ver ahora a varios especialistas tratando de explicar por qué fallaron sus herramientas de medición usando las mismas técnicas. Es claro que votar por Trump no era lo políticamente correcto, y tan siquiera responderlo a un encuestador era penoso, pero quizá fallamos en entender que justo el voto de la gente es contra lo políticamente correcto, y por eso en las encuestas en línea, que en percepción tienen un mayor nivel de anonimato, siempre el margen del republicano fue mayor que en las tradicionales. La campaña tan negativa logró inhibir a los electores demócratas, Hillary logró emocionar pero no detonar la acción, ganó la campaña pero perdió en las urnas, ganó en la conversación pero perdió en la activación del voto. Ganó la mayoría de los votos pero perdió en la ponderación del colegio electoral. En democracia cada voto cuenta, pero no todos cuentan lo mismo, y los más valiosos, en este caso para Donald Trump, son los que nunca llegaron a las urnas.

No hay ninguna sorpresa, el republicano activó los instintos más básicos y reptilianos de sus electores, drenar el pantano pasó de ser una frase de campaña a una descripción de su estrategia: detonar a esos reptiles, que no razonan, cuyas reacciones básicas son defender, atacar o huir. Aún no puedo darle el beneficio de considerarlo estrategia, en las redes la campaña de Trump resultó una sucesión de contenidos esquizofrénicos, pero efectivos. Los jóvenes americanos soñaban con cambiar un país y romper los estereotipos y tuiteaban y publicaban al respecto. Los mayores decidían que su mundo no debía alterarse, y salieron a votar. Contra eso no hay tuit que valga.

Temas Relacionados
laboratorio de redes
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios