Alonso Reyes: se actuó con transparencia

Licitaciones fueron con apego a la ley, asegura; descarta favoritismos a empresas y a su hermano

Miguel Alonso afirmó que no se violentó la ley (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Nación 21/09/2016 02:09 Misael Zavala Actualizada 02:09
Guardando favorito...

[email protected]

El ex gobernador de Zacatecas, Miguel Alonso Reyes (PRI), negó que durante su administración (2010-2016) incurriera en irregularidades en las compras o adjudicaciones del gobierno del estado a través de licitaciones y contratos.

El ex mandatario consideró apócrifos los correos que reveló este diario, en los que se registran supuestas operaciones para beneficiar a ciertas empresas con contratos millonarios; además, sostuvo que su hermano Juan Manuel Alonso Reyes no tuvo injerencia durante su administración.

Con documentos, Miguel Alonso detalló que las licitaciones fueron transparentes, apegadas a ley y que los concursos fueron abiertos a todas las empresas y competidores que querían participar, por lo que descartó que hubiera favoritismos a contratistas.

Algunas de las licitaciones que mostró indican los procesos que siguieron —paso a paso— las empresas para ganar contratos para despensas y alimentos del Sistema DIF de Zacatecas, obras públicas y la compra de medicamentos por parte de su gobierno.

Por ejemplo, según los documentos que Alonso Reyes presentó a este diario, en
la licitación pública estatal EA932024996-N9-2011, para la adquisición de productos alimentarios del Sistema DIF, varias empresas se registraron en el concurso; sin embargo, al final fue adjudicado a la empresa AB Alimentos Nutraséuticos Funcionales S.A. de C.V., sin que se presentara explicación de por qué se rechazó a los demás concursantes.

En el fallo presentado el día 15 de abril de 2011, el documento indica: “Partida única: consistente en la adquisición de productos alimentarios, se adjudica a la empresa AB Alimentos Nutraséuticos Funcionales S.A. de C.V. por la cantidad de 106 millones 365 mil 223 pesos, que cumple con los requisitos legales, administrativos, técnicos y económicos solicitados en las bases de la licitación y acuerdos derivados de la junta de aclaraciones, siendo la única propuesta solvente”.

Según la documentación de dicha licitación, días antes, el 31 de marzo de 2011, se habían recibido propuestas y preguntas de empresas como Grupo Industrial Cuadritos Briotek S.A. de C.V., Proteinas Especiales S.A. de C.V., Bimbo S.A. de C.V. y El Sardinero S.A. de C.V.

No obstante, en el fallo no se explican los pormenores de las propuestas que realizaron dichas empresas. Otras pruebas presentadas por el ex mandatario priísta destacan que AB Alimentos Nutraséuticos recibió en 2012 y 2014 los contratos para alimentos y despensas del DIF estatal bajo licitaciones públicas, que pueden ser consultadas en Compranet.

Al revisar las licitaciones en el sistema Compranet, se indica que AB Alimentos Nutraséuticos fue siempre la mejor opción para el gobierno zacatecano de Alonso Reyes, toda vez que entre 2012 y 2015 recibió 11 contratos del gobierno, por un monto superior a los 450 millones de pesos, para abastecer de productos alimentarios y despensas al DIF de la entidad. Resalta que en algunas licitaciones esta compañía fue licitante único y en dos tuvo contratos por adjudicación directa.

Miguel Alonso Reyes también detalló por medio de documentación que en el año 2011 se declararon desiertas dos licitaciones para la contratación del servicio integral de administración y abasto de medicamentos, a través de farmacias subrogadas en las instalaciones de los Servicios de Salud de Zacatecas. El gobierno argumentó que las propuestas presentadas, rebasaban el techo presupuestal autorizado para la contratación del servicio.

Por tal motivo se dio una adjudicación directa a la Distribuidora Internacional de Medicamento y Equipo Médico S.A. de C.V. para el abasto de medicamentos en el estado. En la argumentación para otorgar el contrato, la dependencia de gobierno indica que se acreditó la investigación de mercado correspondiente que está adjunta a la documentación que presentó el ex mandatario.

En cuanto a la obra pública, también se presentaron dos licitaciones como ejemplo, en la que la empresa Constructora Tierra y Espacio S.A. de C.V. ganó contratos bajo procesos que fueron descartando a otras empresas participantes.

Una de estas obras fue la construcción del gran parque Centenario Toma de Zacatecas, con un costo de 114 millones 920 mil pesos en 2013. Así como una ampliación del Hospital Comunitario en Sombrerete, bajo un contrato de 29 millones 499 mil pesos.

En estas dos licitaciones, presentadas por Miguel Alonso Reyes, sí argumenta por qué se descartó a otras empresas, comparado con las demás licitaciones en las que no se presentan los métodos de selección de las compañías ganadoras.

Temas Relacionados
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones