Senado también busca quitar venta de alcohol

Analiza prohibir que se expenda en el restaurante interno

En el quinto piso de la Torre de Comisiones, los senadores pueden pedir la carta de vinos cuyos precios van de 500 a mil 500 pesos por botella (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Nación 16/10/2015 02:18 Misael Zavala Actualizada 04:52
Guardando favorito...

[email protected]

Tal como lo aprobó la Cámara de Diputados a propuesta del PRI, el Senado también busca prohibir la venta de bebidas alcohólicas dentro de sus instalaciones, pues actualmente los senadores pueden consumir vino y otras bebidas con un costo de hasta mil 500 pesos por botella.

El coordinador del PRD en la Cámara Alta, Miguel Barbosa, promoverá que se evite que en el restaurante de la sede legislativa se vendan bebidas alcohólicas: “Voy a promover, a pedir que se quite y no se venda. No corresponde a los servicios que puedan prestarse en una sede del Senado de la República. El que paga, pues puede pagar una copa o 20 copas y de ahí puede tener un estado totalmente alterado en sus emociones, en sus reacciones y en su forma de comportarse”, criticó.

En el quinto piso de la Torre de Comisiones, los senadores acuden al restaurante donde hay una carta de alimentos y otra de vinos. Los precios de estos últimos son: mil 500 pesos por una botella de Único, Santo Tomás. Reserva 2009, hasta el más económico de 500 pesos por botella del español Lagar de Cervera 2013.

El senador Barbosa Huerta expresó, en tono de broma, que se aplique el alcoholímetro a los senadores en los pasillos de la sede del Senado.

“Al que se vea en estado inconveniente, pues que le apliquen el alcoholímetro para ver en qué estado anda. Puede venir al pleno después de tomarse una botella de whisky por ejemplo. Entonces, eso de verdad a mí se me hace asimétrico con el comportamiento que deben tener los servidores públicos en una sede donde hay tareas públicas que desarrollar”.

Consultados al respecto, el presidente del Senado, el panista Roberto Gil Zuarth, aclaró que es una medida encomiable la aprobada en la Cámara de Diputados; sin embargo, no se encuentra dentro de los temas de la Cámara Alta.

“Me parece que las discusiones deben estar fundamentalmente centradas en cuáles son las necesidades institucionales”, aclaró.

En este sentido, anunció una reducción en los costos de los alimentos del Senado: “Una de ellas [normas de reducción] es que ya no se van a autorizar servicios de alimentos para más de 20 personas. El tope máximo va a ser de 20 personas. Si la comisión tiene 50 personas en un evento, ya no será autorizado este apoyo”, indicó.

El coordinador de la bancada albiazul, Fernando Herrera Ávila, aclaró que el PAN no entrará en esta discusión, pues no “legislan en torno a poses”.

El 13 de octubre, la bancada del PRI en la Cámara Baja impulsó un punto de acuerdo con el que busca crear un comité que elabore un código de ética y conducta parlamentaria, a fin de regular el actuar de las y los diputados.

El documento publicado en la Gaceta Parlamentaria, y que presentó la secretaria general del PRI y diputada Carolina Monroy del Mazo, destaca la necesidad de analizar si es “congruente” la venta de alcohol en las instalaciones del recinto legislativo, particularmente en el restaurante que se ubica al interior de éste.

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones