Fallece líder de Hezbolá en bombardeo en Siria

Israel celebra el deceso de Samir Qantar en Damasco; lo acusa de planear ataques desde el país árabe

Drusas en el funeral ayer de Samir Qantar en la villa de Ein Kinya, en zona controlada por Israel de los Altos del Golán (ARIEL SCHALIT. AP)
Mundo 21/12/2015 01:58 Agencias Beirut Actualizada 01:59

El líder militante de Hezbolá Samir Qantar murió en un ataque aéreo israelí en Damasco, dijeron ayer el grupo libanés y la prensa siria.

Israel aplaudió el deceso, al referir que había preparado ataques contra su país desde suelo sirio, aunque no confirmó la responsabilidad del ataque.

Un ex asesor de seguridad nacional de Israel declaró que dudaba que el ataque intensifique las hostilidades entre los israelíes y Hezbolá respaldado por Irán, cuya última importante confrontación se produjo en 2006.

Israel se ha mantenido formalmente lejos de la guerra civil en Siria que comenzó hace casi cinco años, pero ha bombardeado blancos de la agrupación libanesa en ese país, sin reconocer públicamente esas incursiones.

Hezbolá, una poderosa milicia chiíta que ha enviado cientos de combatientes a Siria para apoyar al presidente sirio Bashar al-Assad contra los rebeldes que intentan derrocarlo, dijo que Qantar fue “martirizado” en un ataque israelí contra el distrito residencial de Jaramana, en la capital siria, aunque no entregó detalles.

El líder de Hezbolá, Sayyed Hassan Nasrallah, se pronunciará hoy sobre el hecho en momentos en que los seguidores del grupo y grupos leales sirios decían que la muerte de Qantar sería vengada.

El grupo islamista Hamas, que controla la Franja de Gaza, llamó a la comunidad internacional a “asumir sus responsabilidades respecto de Israel”, según manifestó el portavoz del grupo Sami Abu Zuhri, que calificó la muerte de Qantar de “crimen” israelí.

El destacado funcionario del mismo movimiento Ahmed Bahar, aseguró que el asesinato sólo reforzará “la resistencia” contra Israel.

El brazo armado de Hamas, las Brigadas de Azedín Al-Kasem, acusaron también al “enemigo sionista” de estar detrás del asesinato.

El mismo día que se difundió la muerte de Qantar, tres cohetes Katuysha que fueron disparados desde Líbano impactaron en áreas abiertas en el norte de Israel, sin causar daños o heridos pero generando la respuesta inmediata de Israel, que disparó rondas de artillería en el sur de Líbano en medio de las crecientes tensiones entre las fronteras de ambos países.

El ejército israelí dijo que hacía responsable al gobierno libanés por los ataques que salieron de su territorio y que “continuaría actuando en contra de cualquier intento por dañar la soberanía de Israel y la seguridad de sus ciudadanos”.

De origen druso, Qantar fue condenado a cadena perpetua en 1979 por el asesinato de ciudadanos israelíes en un atentado en la ciudad israelí de Naharía (norte) por el que permaneció 29 años preso antes de ser liberado en 2008 en un canje con Hezbolá.

Siendo miembro del Frente Palestino de Liberación participó en ese ataque, de los que mayor impacto han dejado en la conciencia colectiva israelí, integrando un comando palestino que desembarcó en las costas de Israel, mató a dos policías y, tras capturar a un padre y su hija de cuatro años, también los mataron.

El pasado septiembre, el Departamento de Estado estadounidense incluyó en su lista de terroristas a Qantar, que, hasta su liberación en 2008, era el preso libanés que más años llevaba en las cárceles de Israel.

El Departamento de Estado afirmó en su nota que, tras su regreso al Líbano, Qantar se convirtió “en uno de los portavoces más visibles y populares” de Hezbolá, organización que Estados Unidos tiene en su lista de agrupaciones terroristas.

Temas Relacionados
bombardeo en Siria

Comentarios