Sobrinos de Cilia Flores se declaran inocentes

Acusan de narco en NY a familiares de esposa de Maduro. Venezuela rechaza proceso de EU contra Reverol, jefe militar
Un dibujo de la sesión en la Corte de Manahattan muestra el juicio contra los sobrinos de la primera dama de Venezuela (playera azul) por narcotráfico (JANE ROSENBERG. REUTERS)
18/12/2015
01:52
AP
Nueva York.
-A +A

Uno de los dos sobrinos de la poderosa primera dama de Venezuela tuvo una emotiva reacción en la corte de Manhattan, luego de que ambos se declararan inocentes ante los cargos federales de tráfico de cocaína, señaló su abogado.

“Está nervioso. Está aterrorizado”, dijo el abogado Kafahni Nkrumah afuera de la corte, luego de que su cliente, Efraín Antonio Campo Flores, de 29 años, se declarara inocente ante el juez federal de distrito, Paul Crotty.

Nkrumah describió las emociones de su representado después que se le preguntara fuera de la corte de Manhattan por qué parecía que Campo Flores lloraba mientras esperaba que comenzara la audiencia.

“Es un joven que fue detenido a la fuerza en nuestro país y que enfrenta cargos muy serios de narcotráfico, cargos que podrían llevarlo a pasar una importante cantidad de años en prisión”, dijo Nkrumah. “Así que es entendible que esté muy, muy nervioso”.

Campo Flores y Franqui Francisco Flores De Freitas, de 30 años, se declararon inocentes a una imputación en su contra de asociación delictuosa para importar 800 kilogramos de cocaína a los Estados Unidos. El cargo conlleva una posible sentencia máxima de cadena perpetua. Cada uno de ellos utilizó audífonos durante el proceso para escuchar por medio de un traductor.

Ambos acusados fueron arrestados el mes pasado en Haití y llevados a Estados Unidos. Son los sobrinos de la primera dama de Venezuela, Cilia Flores, y permanecen detenidos sin derecho a fianza. El abogado de Flores De Freitas declinó comentar al respecto. La próxima audiencia del caso se fijó para el 29 de febrero.

“Terrorismo judicial”. La comparecencia en la corte ocurrió un día después de que las autoridades revelaran que dos militares de alto rango están nombrados en la imputación federal sellada, y se les acusa de estar coludidos con traficantes de cocaína.

Caracas defendió la gestión del mayor general Néstor Reverol, comandante de la Guardia Nacional y ex jefe de la Oficina Nacional Antidrogas, y afirmó que bajo su gestión se alcanzaron “los logros más ostensibles en materia de control y prevención del nefasto negocio del tráfico de drogas ilícitas”.

“Venezuela exige al gobierno de los Estados Unidos de América que ajuste sus procedimientos a la legalidad internacional, evitando manipulaciones que seguramente obedecen a intereses subalternos ajenos a la correcta y segura respuesta jurídica contra el crimen”, agrega el escrito.

La revelación provocó que el militar de más alto rango de Venezuela, el ministro de Defensa, el general Vladimir Padrino, escribiera en Twitter: “Que cese la campaña de descrédito que existe contra la FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana) y sus líderes”. El jueves, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Venezuela acusó a Estados Unidos de “terrorismo judicial”.

El gobierno venezolano rechazó en un comunicado la política exterior estadounidense, y planteó que Washington “persigue, amenaza y coacciona el ejercicio del Poder Público venezolano” a través del “terrorismo judicial y policial” de sus agencias nacionales y “campañas mediáticas mundiales”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS