Se eleva a 87 los muertos en enfrentamientos en Burundi

Un grupo rebelde atacó cuatro cuarteles militares; querían tomar las armas de los depósitos para después liberar a los presos de algunas cárceles, dice Ejército
12/12/2015
12:03
-A +A

El Ejército de Burundi elevó hoy a 87 el número de muertos en los enfrentamientos del viernes en la capital del país, Buyumbura, donde un grupo rebelde atacó cuatro cuarteles militares.

"El balance final de los ataques de ayer es de 79 enemigos muertos, 45 hechos prisioneros y 97 armas requisadas", declaró en una rueda de prensa el coronel Gaspard Baratuza, portavoz de la Fuerza de Defensa Nacional (FDN) de Burundi.

El militar añadió que ocho soldados y agentes de Policía también perdieron la vida en esas acciones, que provocaron veintiún heridos.

"Los asaltantes querían tomar las armas de los depósitos de los cuarteles para después liberar a los presos de algunas cárceles", explicó Baratuza.

Agregó que los rebeldes huyeron a los barrios de Nyakabiga y Jabe después de que el Ejército repeliera los ataques, donde los enfrentamientos continuaron durante toda la jornada del viernes.

En un primer momento, las autoridades hablaron de doce fallecidos en los asaltos a los cuarteles.

Vecinos de la capital encontraron esta mañana en las calles algunos cadáveres, pero los balances de muertos manejados eran muy inferiores al recuento anunciado ahora por el Ejército.

Los rebeldes de las Fuerzas Nacionales de Liberación (FNL) reivindicaron hoy el ataque y manifestaron su voluntad de seguir luchando contra el presidente del país Pierre "Nkurunziza y su camarilla", a quienes acusan de querer "conservar el poder violando la Constitución y tomando como rehén al pueblo de Burundi".

Las FNL se convirtieron en 2009 en partido político y muchos de sus integrantes se enrolaron entonces en las Fuerzas Armadas, pero algunos combatientes del grupo todavía permanecen activos en Burundi y en el este de la República Democrática del Congo.

Burundi vive una violenta crisis política desde abril pasado, cuando Nkurunziza modificó la Constitución para presentarse a un tercer mandato, una maniobra que le llevó a ser reelegido en julio.

Cientos de personas han muerto y más de 300.000 han huido del país, donde la ONU ha pedido una intervención "contundente" de la Unión Africana para detener la escalada de la violencia.

 

ahd

Mantente al día con el boletín de El Universal