Suscríbete

“Chorros de agua brotaron por la taza del baño”

Metrópoli 03/06/2016 03:50 Sandra Hernández Actualizada 04:06

Con horror, la familia Vallín vio que el colchón, el refrigerador, la estufa, la mesa y los sillones recién comprados resultaron dañados

En Iztapalapa, hay al menos mil 776 casas afectadas por la intensa lluvia que se registra desde anoche. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

"No hay personas lesionadas, la situación está bajo control; el agua ha descendido gradualmente y solo quedan algunos encharcamientos", informó la Secretaría de Protección Civil. Foto: Caro García/ Cristoper Enríquez/ Julio Lazcano

La dependencia precisó que la zona en la colonia Unidad Habitacional Vicente Guerrero, resultó la más afectada con tirantes de hasta 70 centímetros. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

Viviendas de las colonias Santa María Aztahuacán y Sideral también reportaron daños a consecuencia de la basura en los accesorios hidráulicos y saturación en la red de drenaje. Foto: Cortesía de Julio Lazcano

Además de encharcamiento con afectación a vialidad con un espejo de 70 metros cuadrados y un tirante de 10 centímetros. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

El problema de las inundaciones aún no rebasa la capacidad de la delegación Iztapalapa, aunque efectivos del Ejército apoyan en las labores de saneamiento. Foto: @Del_Iztapalapa

Elementos de la Primera Zona Militar del país ofrecieron ayuda debido a la cercanía de sus instalaciones. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

Apoyaron con 90 soldados que llevaban materiales para ayudar en las labores de limpieza de los afectados. Foto: @Del_Iztapalapa

Desde las 5:30 de la mañana de este 2 de junio, los militares y personal del órgano administrativo realizan labores de limpieza. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

Así quedaron algunas zonas de la delegación Iztapalapa tras el apoyo de limpieza militar. Foto: Fernando Ramírez/ EL UNIVERSAL

[email protected]

Eran las 10 de la noche del pasado miércoles cuando el agua comenzó a entrar por la puerta de la casa de Fabián Vallín.

Chorros de agua brotaron por la taza del baño y el desagüe de su vivienda, por lo que todo el suelo quedó cubierto de suciedad. En menos de tres horas, el agua ya cubría las pantorrillas del señor de 47 años.

Sin luz en la casa, Vallín Bárcena y sus familiares subieron los objetos de valor, como la pantalla y el estéreo, al segundo piso.

Sacar el agua era imposible, la calle José Barragán Hernández también estaba anegada.

Durante la madrugada llegaron los bomberos y las cuadrillas de apoyo a desazolvar las coladeras, poco a poco disminuyó el nivel de agua. Con horror, la familia Vallín vio que el colchón, el refrigerador, la estufa, la mesa y los sillones recién comprados resultaron dañados.

“Fue pérdida total. Se echaron a perder los alimentos, todo. La delegación Iztapalapa no nos ha ofrecido ayuda y nos urge”, dijo.

La casa de Fabián Vallín no fue la única que resultó afectada, sobre la avenida Revolución Social, en la colonia Vicente Guerrero, los comerciantes también registraron pérdidas por las inundaciones.

Tal es el caso de un salón de belleza que reportó pérdidas por más de 5 mil pesos por daños en productos para uñas como polvos de acrílicos y diversas herramientas.

“Comenzamos a alzar las cosas para evitar que las pérdidas fueran mayores. De hecho ni siquiera pudimos salir del local. Nos quedamos aquí toda la noche”, narró Miriam Duarte a EL UNIVERSAL.

Relató que el año anterior sufrieron una inundación similar, aunque la atención de las autoridades fue más ágil, pues el nivel del agua había disminuido a las 02:00 de la mañana. Sin embargo, en esta ocasión fue hasta las 05:00 de la mañana.

“Eran las cuatro de la mañana y no bajaba el nivel del agua. La gente se encerró en sus casas, nadie podía salir. Tratamos de conseguir maderas para contener el paso del agua pero no pudimos, inevitablemente nos inundamos y nos empapamos, lamentó la afectada.

De acuerdo con su testimonio, el agua subió 15 centímetros. El local se inundó por completo. Fue hasta las 08:30 de la mañana cuando pudieron sacar el agua a la calle y comenzaron a limpiar.

—¿Cómo se van a proteger en las próximas lluvias?

—No es problema de nosotros. Las autoridades deben resolverlo. Que cumplan las promesas de campaña —contestó Ricardo García, empleado del local.

Temas Relacionados
casas afectadas por lluvias

Comentarios