20 | JUL | 2019
3
Vehículo. La fiscalía dice que una de las personas secuestradas es un empresario, quien podría ser dueño de una Range Rover (ARCHIVO. EL UNIVERSAL)

Secuestro masivo, en Puerto Vallarta; ‘pertenecen a cártel’

16/08/2016
03:50
Raúl Torres / Corresponsal
-A +A
Las víctimas, entre 6 y 7 personas; son integrantes del crimen organizado: fiscal

[email protected]

Guadalajara.— La fiscalía de Jalisco informó ayer por la noche que 6 o 7 presuntos integrantes del Cártel de Sinaloa fueron privados ilegalmente de la libertad por un grupo armado que irrumpió en un restaurante en Puerto Vallarta.

La dependencia corrigió la versión de los hechos, luego de que por la tarde señaló que eran 10 o 12 las personas secuestradas y dijo que en el restaurante La Leche, donde aparentemente las víctimas tenían una celebración, había varias mujeres que después fueron puestas en libertad.

Lo anterior se pudo corroborar después de revisar los videos de las cámaras de seguridad del restaurante y las que se encuentran en la avenida Francisco Medina Ascencio, informó la dependencia estatal.

La fiscalía indicó que por estos hechos no se ha levantado ninguna denuncia formal.

Por la tarde, Eduardo Almaguer, fiscal de la entidad, informó que se presume que entre los plagiados hay un empresario del centro del país y un hombre que posiblemente trabajó como escolta de Emilio González Márquez, ex gobernador de Jalisco.

Los hechos se registraron a las 01:05 horas de este lunes en La Leche, un restaurante de lujo ubicado en una de las principales vialidades del puerto.

Almaguer Ramírez —quien por órdenes de Aristóteles Sandoval, gobernador del estado, viajó a Puerto Vallarta desde la mañana del lunes para encabezar la investigación por este hecho— indicó que los sujetos armados arribaron al restaurante en una camioneta Suburban y una Tacoma, ambas de color blanco y por la fuerza sacaron del restaurante a varios hombres, según el fiscal.

La policía investigadora obtuvo las primeras pistas en los cinco vehículos de lujo de los comensales privados de su libertad y así se determinó que todos pertenecen a un grupo delictivo y que al parecer se encontraban en una celebración; incluso —relató el fiscal— algunos, originarios de Sinaloa, Nayarit y Jalisco llegaron a vacacionar a Puerto Vallarta desde el 8 de agosto.

El fiscal indicó que según los datos en algunos documentos localizados en los vehículos, uno de los sujetos podría ser un empresario del centro del país con actividades en Sinaloa y Jalisco, quien se desplazaba en una camioneta Range Rover último modelo, pero con un registro falso.

Además, otro de ellos es titular de un corporativo de seguridad con presencia en Nayarit y Jalisco; sobre esta última persona, el fiscal del estado indicó que hay indicios de que formó parte de la escolta que protegió a Emilio González, ex gobernador de Jalisco, durante su administración.

Las evidencias recabadas por los investigadores fueron enviadas en helicóptero a Guadalajara, donde peritos del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses también analizan los videos de las cámaras de seguridad de la zona.

Se especuló que entre las personas privadas de su libertad se encontraban los hijos de Joaquín El Chapo Guzmán Loera y algunos parientes de Ignacio Nacho Coronel Villarreal —quien fue lugarteniente del Cártel de Sinaloa en Jalisco hasta el 29 de julio de 2010, cuando fue abatido por el Ejército en Zapopan—; sin embargo, Almaguer Ramírez indicó que no se tiene ningún indicio que permita confirmar esa información.

En la búsqueda de las personas plagiadas y sus captores participan el Ejército, la Marina, la PGR, la Policía Federal, la Policía Municipal de Puerto Vallarta, la Fuerza Única Regional y la Policía Investigadora del estado.

Ayer, en las entradas y salidas de este destino turístico, se colocaron filtros de seguridad como parte de la estrategia para resguardar el puerto jalisciense.

Mientras, el gobernador de Nayarit, Roberto Sandoval, ordenó “blindar” su frontera con Jalisco, ante “el posible ingreso de integrantes del crimen organizado, señaló el fiscal Édgar Veitya.

En tanto, el gobernador de Jalisco, Aristóteles Sandoval, señaló que se implementó un operativo de búsqueda por aire y tierra para intentar localizar a los raptados y sus captores, pero descartó que por este hecho se esté viviendo un clima de inseguridad en Puerto Vallarta.

“A los habitantes y turistas de Puerto Vallarta les informo que hemos reforzado la seguridad para que hagan sus actividades con normalidad (…) No permitiremos que nos roben la tranquilidad, cualquier información relacionada con estos hechos denúncienla al 089”, indicó el mandatario local en sus redes sociales.

INFORMACIÓN RELACIONADA

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios