Desaparición de niña convulsiona a Tlaxcoapan

En el pueblo ronda la sombra del linchamiento tras el día 2 de julio, cuando vecinos golpearon hasta la muerte a un inocente. En la zona han aparecido los cadáveres de tres personas

Esperanza. El martes Aracely Pedraza, de 11 años de edad, salió a dejar dinero a una de sus tías; ya no regresó (ARCHIVO. EL UNIVERSAL)
Estados 29/07/2016 01:31 Dinorath Mota / Corresponsal Actualizada 15:13

Pachuca.— En Tlaxcoapan aún ronda el fantasma de un linchamiento. Eran las cinco de la tarde del sábado 2 de julio cuando en la plaza principal mataron a un inocente acusado de secuestrar a una menor y dejaron gravemente herida a su supuesta cómplice.

Han pasado 27 días del hecho y nuevamente hay tensión. La desaparición de Aracely Pedraza, de 11 años, mantiene al pueblo inconforme y en psicosis.

El martes pasado Hortensia Peña envió a su menor hija a dejar dinero a una de sus tías en la colonia Apepechoca, a la vuelta de su casa, en el municipio de Tlaxcoapan.

La niña salió de su domicilio enfundada en un pantalón de mezclilla azul y una camiseta rosa.

Tras algunas horas en que la pequeña no regresó a su domicilio, se informó a las autoridades, quienes comenzaron la búsqueda aun sin que pasaran las 24 horas para considerar a una persona desaparecida; y es que en Tlaxcoapan, el 20 de junio les cambió la vida.

Desaparecen jovencitas. Ese día, en el municipio vecino de Atitalaquia, se reportó la desaparición de una joven de 17 años.

Cinco días después su cadáver se encontró en un paraje cercano a un canal de aguas negras.

A este hecho siguieron dos cadáveres más flotando en el canal. Los rumores crecieron y entre la población se habla de una banda dedicada al robo de menores para la venta de órganos. Los habitantes desconfiaron de los extraños.

La noticia de que Aracely había desaparecido y su familia pedía apoyo se conoció en todos los rincones del municipio.

La noche del martes pobladores de diversas colonias y pueblos, entre ella Teltipan, de donde es originaria la familia afectada, arribaron a la cabecera municipal.

Armados con palos, piedras y lámparas, se conformaron brigadas de búsqueda apoyadas por la policía municipal y por las corporaciones de seguridad vecinas al municipio, sin embargo, la búsqueda no dio resultado.

Las autoridades de la Procuraduría de Justicia iniciaron la denuncia el día miércoles y se emitió una alerta Amber; en tanto que la inconformidad crece.

El alcalde electo Giovanni Miguel León Cruz defendió a la ciudadanía de su municipio del linchamiento del día 2 y culpó a los vecinos de otras demarcaciones.

Al llamado de tranquilidad también se sumó la madre de la menor desaparecida, quien a través de un video difundido por la presidencia municipal, pidió no emitir rumores en redes sociales.

El alcalde del municipio, Miguel Ángel López, informó que tras las investigaciones se pudo conocer que la menor es hija adoptiva de Hortensia Peña y que en los últimos días había tenido contacto con los padres biológicos, por lo que podría encontrarse con ellos.

Sin embargo, la madre biológica no sido localizada.

Temas Relacionados
Desaparición de niña

Comentarios