Las promesas sin cumplir que dejaron los surfistas

Dean se iba a casar con Josie; Adam viviría en Guadalajara con Adriana. Edil de Novolato atribuye camioneta calcinada a un grupo criminal

Fotografía de Dean y su familia. Los jóvenes se despedían de su soltería en este viaje, pues ambos buscaban asentarse con sus respectivas parejas (TOMADA DE FACEBOOK)
Estados 03/12/2015 01:25 Katia Torres, Amalia Escobar y Javier Cabrera Reportera y corresponsales Actualizada 08:31
Guardando favorito...

[email protected]

Los días previos todo era olas, diversión y muchas promesas: Dean Lucas le aseguró a Josie Cox, su novia con quien estaba a punto de casarse, que en tres días se encontraría con ella en el aeropuerto de Los Ángeles, California, mientras que Adam Coleman acordó con Andrea Gómez, su pareja, que pronto llegaría a Guadalajara y juntos vivirían ahí. Ambos surfistas australianos desaparecieron antes de poder cumplir con ello.

Dean y Adam, ambos de 33 años, emprendieron un viaje en auto desde Alberta, Canadá, hacia México con destino final en Guadalajara. Pero desaparecieron. La última pista de ellos es el hallazgo de la camioneta en que viajaban, calcinada y con restos humanos que aún son examinados para saber si son de los australianos.

Las autoridades mexicanas han expresado que están trabajando para resolver el caso y los familiares de Dean y Adam viajaron a México ante la incertidumbre de que se confirme que se trata de ellos.

Bitácora. En su camino por Baja California, el pasado 16 de noviembre, Dean y Adam se detuvieron en un punto conocido por los surfistas como The Wall (El Muro), en la localidad de Santa Rosalía.

Ahí conocieron a Tarhn Koerting, quien compartió el día con ellos según narró en la sección de comentarios de GoFoundMe.com, una página de internet para recaudar fondos para apoyar a los familiares de Dean y Adam; hasta el momento han recaudado más de 56 mil dólares.

Ellos estaban en The Wall cuando Koerting llegó y los observó un rato hasta que se acercaron a platicar.

"Las olas estaban mejor de lo que habían estado en semanas, pasamos un buen rato, platicamos mucho. Ellos realmente estaban disfrutando el momento, pero también estaban muy emocionados de ver a sus amigos y familiares”, relató el joven.

Según Koerting, Dean no dejaba de hablar de su novia, de la vida que habían planeado juntos y de que sólo faltaban tres días para verla en Los Ángeles: “No dejaba de decirme ‘sólo falta tres días, tres días para estar con ella’”, y Adam repetía que quería llegar a tiempo a Guadalajara.

“Al día siguiente se fueron cuando el sol brillaba y las olas se rompían con la arena. Jamas olvidaré sus sonrisas. Sé que tuve tiempo limitado con ellos, pero fue suficiente para saber que eran especiales”, señaló.

La mañana del 17 de noviembre cuando estaban por abandonar Santa Rosalía, conocieron a Nick McNeil, quien también compartió su historia en GoFoundMe.

“Yo había estado surfeando ahí por dos días y estaba por irme cuando me encontré con ellos, bromeamos un rato sobre las terribles condiciones del camino y el viento infernal”.

Tras un rato de plática se despidieron y cada uno siguió su camino.

“Recuerdo haberlos visto desde mi espejo retrovisor, celoso de dos amigos que comparten la experiencia de su vida, mientras yo viajaba solo”.

Sin embargo, McNeil cuenta que antes de volver a la carretera principal hacia el norte a través del desierto, decidió deternerse para surfear un rato cuando vio pasar su furgoneta que regresaba hacia la autopista.

“Probablemente no les gustó lo que vieron y querían volver a la autopista. Al pasar, sinceramente esperaba que vieran mi camioneta y surfearan conmigo un rato.

No lo hicieron, pero a medida que pasaban les deseaba lo mejor: más olas, más diversión. Mi corazón está con sus familias. Espero que disfruten en el cielo”, externó.

Gobernador urge resolver caso. El mandatario sinaloense Mario López Valdez declaró que la procuraduría tiene el caso con una exigencia de resolverlo de manera urgente, por lo que siguen las indagatorias.

El presidente muniicpal de Navolato, Miguel Calderón, atribuyó el hecho a un grupo delictivo que opera en la región, como parte de las disputas para controlar el territorio.

Declaró que hay un triángulo de riesgo que forman las zonas limítrofes de los municipios de Angostura, Navolato y Mocorito, donde la inseguridad es alta y se comete un número alto de despojos violentos de vehículos, robos y ordeña de gasolina.

 

 

Temas Relacionados
surfistas Andrea Gómez
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios