Despiden a Tony Flores

El comediante falleció el domingo mientras estaba de paseo en una plaza. Jorge Falcón y Ricardo Hill lo recuerdan

Jorge Falcón, quien dijo haber visitado a Tony hace algunos días, no pudo contener el llanto (ANTONIO CRUZ. CUARTOSCURO)
Espectáculos 07/03/2017 00:11 Janet Mérida Actualizada 08:22

[email protected]

Familiares y amigos se dieron cita en la Funeraria Gayosso, ubicada en la avenida Félix Cuevas de la Ciudad de México para despedirse de Tony Flores, quien falleció el domingo.

Sin poder contener el llanto, Jorge Falcón recordó a su amigo y colega, pues ambos comenzaron juntos su carrera como comediantes cuando ambos estaban “flacos”, indicó Falcón sonriendo. Al preguntarle sobre la última vez que vio a su amigo, respondió con los ojos llorosos.

“Ya ni me digas, hace unos días fui a verlo... Lloramos juntos, nos reímos juntos... esta es la parte que no me gusta. Me tomé una foto ese día que ahora está en Internet, le estoy dando un besote, a ver si ven esa foto, lo abracé y ahí empezamos a llorar tantito”.

Dijo que le llevó un arreglo frutal porque le encantaba la fruta. “Se fue una persona importante para su familia, para los comediantes y para México”.

El comediante falleció a causa de una falla en el aparato que utilizaba para respirar. Tony padecía de esclerosis lateral amiotrófica. El comediante Ricardo Hill, por su lado, comentó: “Yo lo recuerdo con mucha alegría, con mucho gusto, era muy buen amigo, yo conviví en varias ocasiones con él, siempre fue muy generoso, siempre con la broma, con el chiste, jamás lo vi de malas y eso que dicen que somos muy neuróticos los comediantes, él no, hasta con la enfermedad lo tomaba de buena forma”.

El imitador de El Teacher recordó que juntos trabajaron en la Caravana del Humor, cuando él ya estaba en silla de ruedas pero aún así se burlaba un poco de su condición, y fue en esa época cuando lo vio por última vez.

“Antes de la enfermedad trabajaba durísimo, amaba lo que hacía y ya con la enfermedad siempre tuvo fe de que iba a levantarse”.

El comediante compartió también el deseo de que se le rinda homenaje.

“Sí lo tenemos que hacer, un homenaje a su alegría, a su positivismo, a lo buen ser humano que fue, a celebrarlo”, comentó.

La hija de Flores, Wendolyne, informó en el programa de radio de Javier Poza, que Tony llevaba varios meses encerrado e n casa pero el domingo pidió salir a una plaza. Además, se encontraba feliz, sólo que lo que ocurrió fue que el aparato que lo ayudaba a respirar falló y pese a que llamaron a urgencias no pudieron hacer más.

“Necesitaba ese aparato que era muy delicado. Yo no quería salir... él no quería morir encerrado, como había estado en su casa... nunca habíamos salido con ese aparato, le dije que no estaba de acuerdo”, contó.

Durante la visita a la plaza, Gwendolyne dijo que su padre estaba feliz, le gustaba ver la gente, siempre bromeaba, siempre sonreía y así se fue.

“Amaba la vida, todos los días luchaba, era impresionante que estando como estaba no dejaba de luchar. Era un ejemplo de vida. No tenía ya movimiento, no podía ya caminar”. Dijo que su padre pidió que sus cenizas fueran esparcidas en Guaymas, cerca de la estatua de los pescadores.

Comentarios