Nuevos filmes animados

Ambas leyendas serán hechas en animación; se espera haya una historia de cada entidad mexicana en el futuro

Ricardo Arnaiz presenta El americano, reciente filme de animación (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Espectáculos 24/01/2016 00:13 César Huerta Ortiz Actualizada 06:44

[email protected]

El Charro Negro, el ente que se le aparece a los viajantes, y el Chupacabras, el cual causó histeria en pueblos mexicanos durante la década de los años 90, serán de cine.

A través de la animación, la empresa Anima Estudios se encuentra en la preparación de ambos proyectos.

En el primero se encuentra Ricardo Arnaiz, creador de La leyenda de la Nahuala hace ochos años y de la cual se derivarías cintas sobre La Llorona y Las Momias de Guanajuato.

“Estoy escribiendo el guión de El Charro Negro y viendo con mis amigos de Ánima la forma en que pueda dirigirla”, apuntó Arnaiz.

La idea, expresó, es que se haga este mismo año y estrene cuando se cumpla la década de La Nahuala.

La leyenda del Charro Negro indica que el diablo anda por las noches buscando víctimas en los caminos, si uno acepta subirse a su caballo, queda atrapado por el diablo; pero sí solo permite su compañía, se despedirá cortésmente al salir el sol.

“Cuando hice La Nahuala, recorrí ocho pueblos y todos tenían su propia versión de la leyenda y como no quería ser injusto con nadie, hice una mezcla, ahora va a ser igual”, destaca.

El hilo conductor, como en toda la saga, será el ya adolescente Leo San Juan, un caza entes, junto con sus amigos fantasmas y seres mágicos, como un alebrije.

Entre las tres cintas ya hechas se contabilizan más de 6 millones de boletos vendidos, de acuerdo con cifras de la compañía distribuidora.

La Llorona y Las Momias han sido hechas por Ánima Estudios.

Chupacabras, igual. En La leyenda del Chuapacabras, Arnaiz no estará inmerso en el proceso.

Ánima Estudios se encuentra laborando en parelelo el proyecto donde se verá a ese personaje que presuntamente era bajo de estatura, colmillos afilados con que extraía sangre de cabras y arrancaba cabezas a demás animales de los ranchos.

“Va a salir uno detrás del itro, pero lo importante es que hay mucha demanda de este tipo de leyendas.

“Es increíble cómo te gritan los niños y no solamente ellos, sino los que vieron La Nahuala cuando tenían 10 o 12 años y ahora ya tienen 20 años, estamos creando nuevas generaciones para la animación”, indica.

Arnaiz precisa que la idea es hacer leyendas de las distintas entidades que conforman México, un pais mágico en la materia.

“Llevamos cinco y son 32 estados, todo a su tiempo”, comenta.

El entrevistado no está, por el momento, en la serie sobre leyendas que hará Ánima para la plataforma digital Netflix, basadas en los personajes que creó la década pasada.

“Pero ando viendo si podría dirgir unos episodios, me gustaría”, confiesa el realizador.

Este fin de semana, Arnaiz estrenó en salas nacionales El americano, su nuevo filme, en donde un pájaro mexicano decide viajar a Estados Unidos en busca de un superhéroe que le ayude a conservar el circo familiar.

Cuentas con las voces de Aleks Syntek, Edward James Olmos, Kate del Castillo y Lisa Kudrow.

Comentarios