17 | ENE | 2019

Se encuentra usted aquí

El director J.J. Abrams y los actores John Boyega), Daisy Ridley y Adam Driver presentaron ayer la película en Japón (KIYOSHI OTA. EFE)

¿Racismo en Star Wars?

12/12/2015
01:12
Pekín
GDA y EFE El Comercio
-A +A
El cartel chino promocional de la película, que oculta a los actores negros de 'El despertar de la fuerza', desata polémica

[email protected]

El cartel de la séptima película de la saga Star Wars: El despertar de la fuerza es ligeramente diferente al original en China, ya que en él algunos personajes interpretados por actores de raza negra son empequeñecidos o incluso borrados, lo que ha causado polémica y acusaciones de racismo.

En la versión china del póster, el actor John Boyega, uno de los protagonistas de El despertar de la fuerza, aparece sensiblemente más pequeño y arrinconado que en el original, mientras que Maz Kanata, personaje interpretado por la actriz también negra Lupita Nyong’o, ha sido borrado completamente en la versión para China.

No son los únicos cambios (también desaparece en el cartel chino Chewbacca y el actor hispano Oscar Isaac), aunque son los que más críticas han generado entre aficionados a la saga Star Wars dentro y fuera del país asiático, especialmente en redes sociales.

“¿Es que a los chinos no les gustan los personajes negros ni los peludos? No sé si llorar o reír”, señala en Twitter un internauta que firma con el nombre de Jay, mientras aficionados chinos defendieron que su país no es racista.

“Es injusto criticar a las audiencias chinas por un caso individual”, aseguraba el crítico Chen Qiuping, de la Asociación de Cine de China, en declaraciones al oficial Global Times.

La séptima película de la saga estará en los cines chinos a partir del 9 de enero de 2016, pocas semanas después de su lanzamiento en Estados Unidos y otros mercados.

Es la primera vez que un filme de Star Wars se verá en las grandes pantallas comerciales de China, ya que las seis anteriores no obtuvieron en su día el permiso necesario de las autoridades censoras de este país.

Contra el boicot. Boyega conoció a J.J. Abrams por primera vez durante una sesión para grabar diálogos para Misión Imposible. Según contó en una entrevista, el director le comentó que le encantaría contar con él para Star Wars. Cuatro años después, su sueño se volvió realidad.

En una reciente entrevista, se le consultó al actor sobre las amenazas de boicotear el filme porque muestra a un actor negro en un uniforme de soldado de asalto y él contestó:

“Estoy orgullo de mi herencia. No me crié para temer a las personas con una opinión distinta. Los boletos de preventa han ido por las nubes. Su agenda ha fallado”. Y cuando se le preguntó si estaba orgulloso de añadir diversidad a la franquicia, dijo:

“No sé si estoy orgulloso. Estoy feliz de que seamos capaces de encajar en este elenco y crear una historia maravillosa. Es culpa de Hollywood, por permitir que esto llegara tan lejos, cuando se da el caso de que un negro o una mujer, o alguien de un grupo cultural diferente, está en una película, e inmediatamente debemos tener debates sobre si están puestos para satisfacer una cuota. No escucho decir eso cuando está Brad Pitt. Eso es solo racismo flagrante”, señaló.

Boyega, el director J.J. Abrams y sus compañeros Daisy Ridley y Adam Driver presentaron ayer la película en Urayasu, prefectura de Chiba, a las afueras de Tokio; antes estuvieron en México, Alemania y este lunes será la premier de la película en Los Ángeles.

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios