21 | MAR | 2019
Los Razorbacks de Arkansas no supieron mantener su ventaja, que lograron desde el primer cuarto (BOB LEVERONE. AP)

Virginia Tech se “roba” el Belk Bowl

30/12/2016
00:42
Agencias
-A +A
Jerod Evans lidera una gran remontada ante Arkansas; Hokies perdía por 24 puntos y anotó 35 sin respuesta

Charlotte.—Fue una de las más grandes volteretas en el futbol colegial. Al comienzo del tercer cuarto, los Hokies de Virginia Tech perdían 24-0 ante los Razorbacks de Arkansas, mas Jerod Evans colocó el equipo sobre sus hombros para liderar la remontada.

En la segunda mitad, el quarterback mandó dos pases para touchdown y corrió para un par más. El equipo de Virginia logró su mayor regreso en su historia y cerró el marcador en 35-24, en el Belk Bowl.

Los Razorbacks, vestidos de blanco, se quedaron con ese mismo color en sus rostros, al ver los lanzamientos por parte de Evans. El joven quarterback sumó 243 yardas por aire y 87 por tierra.

El ala cerrada de último año de Arkansas, Jeremy Sprinkle, fue suspendido y no jugó ayer, luego que la policía lo acusó de robar artículos de la tienda departamental patrocinadora del encuentro.

Sprinkle fue acusado el martes de robo por la policía de Charlotte Mecklenburg al ocultar entre sus pertenencias objetos de la tienda departamental Belk, y posteriormente fue dejado en libertad. El reporte policial señala que el joven Sprinkle ocultó con intención de robar mercancía con valor de 260 dólares.

South Florida se lleva el Birmigham Bowl. Quinton Flowers es una joya por pulir. El joven quarterback guió a los Bulls de South Florida para ganar el Birmingham Bowl, en tiempo extra, sobre los Gamecocks de South Carolina.

Por aire, Quinton sumó 261 yardas y dos touchdowns, mientras que por tierra tuvo otras 105 y tres anotaciones. El resultado fue 46-39.

South Florida casi deja escapar una ventaja de 18 puntos, pero en la primera jugada del tiempo extra, el pasador mandó un balón a la zona de anotación.

Aunque South Carolina tuvo un maravilloso desempeño en la segunda mitad, cinco balones perdidos fueron los clavos en su tumba. El quarterback de los Gamecocks regaló en dos ocasiones el ovoide y sufrió cinco tacleadas. 

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios