10 | DIC | 2019
(ARCHIVO. EL UNIVERSAL)

Senado aprueba Ley General de Cultura

27/04/2017
23:37
Alida Piñón y Abida Ventura
-A +A
Es avalada con 85 votos a favor. Se espera que este viernes sea aprobada en la Cámara de Diputados

Con 85 votos a favor, tres en contra y cero abstenciones, el Senado de la República aprobó esta noche el dictamen de Ley General de Cultura. Se espera que el día de mañana sea aprobada en la Cámara de Diputados.

Durante su presentación en el pleno hace unos momentos, el senador priísta Gerardo Sánchez García, presidente de la Comisión de Cultura de esa cámara, destacó que esta iniciativa representa “un paso fundamental para dar al país un instrumento para fortalecer la mexicanidad”.

“La cultura será una prioridad de la política de Estado”, aseguró el senador priísta Gerardo Sánchez, presidente de la Comisión de Cultura de la Cámara de Senadores, al presentar el documento durante la última sesión del Senado, y reconoció que durante su creación hubo “tópicos muy debatibles” como el tema presupuestal.

A favor del dictamen habló el senador de Morena, Zoé Robledo, quien señaló que el capítulo dedicado al tema del presupuesto debió ser considerado, pero dijo que aún así, esta ley es un “primer paso hacia la ruta correcta” y que con ella se logra “la democratización de la cultura en el país”.

Otros senadores que intervinieron a favor fueron las panistas Sandra Luz García y Mariana Gómez del Campo, la perredista Angélica de la Peña Gómez y la priísta Blanca Alcalá, ex presidenta de la Comisión de Cultura de esa Cámara. Blanca Alcalá resaltó las bondades de este documento que, dijo, reforzará la política cultural en el país y que garantizará la diversidad y la pluralidad de las expresiones culturales.

La Ley consta de cinco Títulos, 42 Artículos y seis Artículos Transitorios. Se abordan derechos culturales, mecanismos de coordinación entre la federación, los estados, los municipios y las alcaldías de la Ciudad de México, el Sistema Nacional de Información Cultural y la participación del sector privado y social, se destaca la Reunión Nacional de Cultura que se llevará a cabo una vez al año, así como instrumentos para fomentar la vinculación internacional de acuerdo a tratados internacionales vigentes.

Mariana Gómez del Campo, aseguró que el dictamen que asume a la Cultura como una política de estado, “pero todavía falta mucho por agregarle”, dijo.

Y destacó la creación de la Reunión Nacional de Cultura, así como la participación social y privada, y advirtió que se quedó “corta” en sanciones y procedimientos de las autoridades que incumplan sus deberes en el cuidado del patrimonio, así como en los mecanismos de rendición de cuentas; añadió que en las últimas horas se agregaron artículos que abordan la coordinación y promoción del programa de vales de cultura que serán entregados a los sectores más vulnerables; y otro que aborda apoyos y estímulos fiscales, pero advirtió en el próximo periodo ordinario se debe garantizar más recursos para que sea una Ley operable.

“No queremos que se repita el doloroso recorte en el ramo. Una Ley sin recursos es letra muerta”, dijo.

Por último José María Martínez también habló a favor.

En contra del dictamen, el senador Manuel Bartlett, del Partido del Trabajo, indicó que desde la aprobación de la Secretaría de Cultura en diciembre de 2015, se ha hecho una “elegía de la cultura” y que, en ese entonces, se prometió que no “costaría dinero”, pero con el tiempo se ha demostrado que el sector padeció recortes; además aseguró que no habría “cultura si estará sometida a la burocracia de la Secretaría de Cultura” y que es “limitante para crear las leyes de cultura en cada estado de la República.

El documento es resultado del trabajo en conferencia que mantuvieron los diputados y senadores durante la noche del miércoles y la madrugada del jueves, así como de la revisión de cinco iniciativas presentadas en los últimos meses: el proyecto de la Cámara de Diputados, la de la senadora Angélica de la Peña Gómez, del Partido Acción Nacional; la del senador Rabindranath Salazar Solorio, del Partido de la Revolución Democrática; la del senador priísta Gerardo Sánchez García, y la presentada por la también priísta Blanca Alcalá en 2014.

Por la mañana, en la Comisión de Cultura del Senado sin mayor discusión y con los agradecimientos de Gerardo Sánchez a todos los legisladores de ambas cámaras que participaron en la elaboración del documento, se aprobó el dictamen a los 14 minutos de iniciado el encuentro.

“Nos sentimos muy satisfechos, aunque no en su totalidad, pero consideramos que es un avance significativo. Todavía hasta el día de hoy (ayer) a las 3 de la mañana estábamos discutiendo con los diputados los términos en los que quedaría el dictamen. De tal manera, creemos que es una oportunidad histórica presentar a la comunidad cultural un proyecto que nos permita edificar una política pública y, en consecuencia, podamos contribuir con una demanda y una exigencia que durante tanto tiempo se ha hecho”, indicó el priísta.

Tras la votación, Sánchez, presidente de la Comisión, indicó a los medios que confiaba en que el dictamen pasara el Pleno del Senado para su aprobación, para que después fuera aprobado en la Cámara de Diputados. “No es un proyecto que nos deje a todos cabalmente satisfechos, pero es el inicio para sentar las bases. El proyecto de dictamen, aunque quisiéramos hacerlo ambicioso, la propia normatividad y el artículo que nos faculta en la Constitución no nos permite introducirnos a la discusión del presupuesto en razón de que existe una Ley de Presupuesto y tampoco nos permite en otras vertientes que, si insistiéramos, podríamos dar pauta a una controversia constitucional. Lo que hemos cuidado con toda atención es que no tengamos controversias”, aseguró.

Las Comisiones de Cultura del Senado y de la Cámara de Diputados formaron un grupo técnico con la intención de adecuar un proyecto de Ley, el cual contenía en su mayoría propuestas de Sánchez y de la presentada por Santiago Taboada, presidente de la Comisión de Cultura de la Cámara de Diputados. El documento fue remitido por la Unidad de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Cultura a la Consejería Jurídica del Ejecutivo Federal.

Luego de la revisión, se eliminó el Título Sexto denominado “Del presupuesto y Financiamiento a la Cultura”, así como lo relativo al Sistema Nacional de Cultura y las referencias a la Ley de Derechos de Autor o la Ley de Propiedad Intelectual, y se precisó que es facultad de la Federación la aplicación de la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos.

En el documento final destaca el Título Segundo, sobre Derechos Culturales y mecanismos para su ejercicio, en el que se enmarcan los nueve principales derechos culturales: el acceso a la cultura y disfrute de los bienes culturales, el acceso al conocimiento y a la información del patrimonio material e inmaterial, la elección de identidades culturales, la pertenencia a comunidades culturales, la participación activa y creativa en la cultura, el disfrute de las manifestaciones culturales, la comunicación en lengua o idioma predilecto, la protección de los derechos de propiedad intelectual y la utilización de las tecnologías de la información y las comunicaciones.    

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios