Mi jefe es millennial; una guía para alcanzar juntos el éxito

Para algunos podría convertirse en un dolor de cabeza... Para quienes saben lo que les mueve, no
Un número cada vez más creciente de millennias están manejando a la generación X y a los baby boomers
16/12/2015
01:45
Mariana F. Maldonado
-A +A

Los millennials ya no son nuevos en el mundo laboral. Aquellos nacidos entre 1976 y 2000 –las fechas de nacimiento varían de acuerdo con el estudio que se consulte– ya conforman parte de la fuerza laboral e incluso hoy los más jóvenes ya se encuentran en puestos más altos que otras generaciones de más edad.

Es importante entenderlos no sólo porque es una generación sumamente distinta a las que les precedieron por aspectos como el uso de la tecnología, sino porque son los más numerosos que cualquier otra generación y sobre todo porque ya en menos de cuatro años van a convertirse en 50% de la fuerza de trabajo global, según explica el estudio Los milennials en el trabajo. Reconfigurando la oficina, elaborado por la consultoría PWC.

Por lo pronto, ellos ya ocupan una posición preponderante en la oficina. Liderazgo multigeneracional, una encuesta realizada por la firma Future Workplace y Beyond, encontró que un número cada vez más creciente de millennias están manejando a la generación X y a los baby boomers.

Y el choque generacional es inevitable. Este estudio arrojó que menos de la mitad (45%) de los baby boomers y de la generación X que contestó la encuesta sostiene que esta generación de jóvenes carece de experiencia de management lo cual podría tener un impacto negativo en la cultura de la compañía. Lo cual, sostiene Rich Milgram, fundador de Beyond, puede resolverse con entrenamiento, mentoría, coaching y estos timpos de aprendizaje.

Dan Schawbel, socio y director de investigación de Future Workplace explica que si los millennials quieren convertirse en los ejecutivos que se necesitan –esta encuesta fue realizada en Estados Unidos– deben aprender de y sobre todo a respetar y apoyar las necesidades de las generaciones más grandes que ellos.

Sin embargo, la visión de esta generación sobre su propio liderazgo es diferente de las generaciones más antiguas y contrasta con la realidad. De los millennials, 44% de los que contestaron la encuesta se siente la generación más capaz de liderar en la oficina pero ya al preguntarles qué tanto lo sienten apenas 14% se siente de acuerdo con esto.

La mayoría (51%) cree que los integrantes de la generación X son los más capaces.

Un botón de muestra en Estados Unidos para entender que es la generación que domina y drigirá la escena laboral durante los próximos años: según una encuesta, 45% de los dueños de pequeñas empresas está pensando en contratar nuevos empleados los próximos seis meses.

¿Cómo llevarse bien con ellos?

Es la pregunta que todos quieren responder. Para lograrlo, primero hay que entenderlos.

Si formas parte de la generación baby boomer —aquella que nació en el boom de natalidad de la Segunda Guerra Mundial— o de la generación X (los nacidos a mediados de la década de los 60 hasta poco antes de los ochenta) quizá habrá algunos aspectos que te sean difíciles de entender, tales como el que a ellos les guste más tratar las cosas por medios electrónicos (chats, principalmente) que en persona o el que no valoren las horas que estás sentado en tu lugar, y es que ellos trabajan por resultados.

Pero justamente es que tienes que aprender que ellos nacieron en un momento en el que la forma de comunicarse y de trabajar comenzó a cambiar significativamente respecto a otras épocas. Así que, vamos por partes.

Una forma diferente de entender el liderazgo

Ellos entienden el liderazgo de una forma colaborativa. Cuando ellos son empleados, no tienen el chip de respetar a su jefe sólo por el hecho de que éste lo sea, ya que ellos entienden la jerarquía de una forma distinta.

Para que ellos respeten a su jefe, necesitan sentir que éste es realmente un mentor y alguien que los está formando y les está dando verdadero aprendizaje. Y de arriba para abajo también. Si ellos son jefes, les gusta colaborar y trabajar en equipo.

“Son muy colaborativos y traen a la mesa varias visiones. No se quedan sólo con una”, explica Sara De Lille, analista senior de inteligencia e innovación de Big Foot.

Al igual que les gusta trabajar en equipo, les gusta tener retroalimentación casi continua, así que seguramente estarán preguntándote cómo te sientes y qué necesitas para trabajar mejor. Acércate a ellos con tus inquietudes y platícalas. No esperes a esas evaluaciones anuales que las empresas solían hacer para evaluar el desempeño porque hoy están completamente desfasadas, sino que espera evaluaciones trimestrales o más bien que tu jefe llegue un día a tu oficina con café y celular inteligente en mano, se siente junto a ti y te pregunte cómo te sientes.

La tecnología

No todos nacieron con un teléfono inteligente en la mano, pero los que no lo hicieron, acogieron estas tecnologías de manera muy temprana, así que ellos se sienten “excepcionales” en su uso y la manera en la que la fusionaron con su vida, según explica un estudio del Pew Research Center.

Así que seguramente, ellos van a usarla para organizar los proyectos, información, juntas, y todo lo que haya que organizar. Si no estás muy familiarizado y acaban de nombrar a un millennial como tu superior, estate preparado.

“Aunque son mucho de trabajo colaborativo y en equipo, también se comunican a través de la tecnología. La comunicación es a través de este medio y hay mucho menos contacto físico, parece que se contrapone pero de esta manera generan conversaciones más rápidas y conectadas”, explica la especialista.

Si eres baby boomer y quieres arreglar alguna situación laboral en persona o perteneces a la generación X y quieres hablar por teléfono con ellos, quizá no lo logres porque antes ellos te habrán mandado un mensaje por Whatsapp o cualquier otro sistema de chat, así que más vale que estés atento a tu celular.

“Existe un desfase en la inmediatez que manejan los millennials con el resto de las generaciones”, asegura Sara. Así, detecta cómo es que ellos se quieren comunicar para que lo hagas mejor. Si no sabes usar las redes sociales más vale que empieces a adentrarte porque seguramente llegarán hablándote de Twitter, Facebook, tendencias, y demás cosas de las que con suerte vas a entender la mitad o sobre las que habrás escuchado una o dos veces.

Si lo hacen bien, díselos

A la generación Y –otro nombre para designar a los millennials– les gusta el reconocimiento. Antes se ofrecía de manera monetaria pero hoy, a los más jóvenes les gusta recibirlo día a día por pequeños logros. Sabiendo esto, será mucho más sencillo entablar una conversación con ellos y entenderlos.

Si tú le reportas a un millennial y eres líder de un equipo, seguramente ésta será una cualidad que ellos querrán que tú lo practiques con tus colaboradores. Si viste la película El becario de Robert de Niro y Anne Hathaway, en la que él —un ex trabajador jubilado con mucha experiencia empresarial— es el becario de Anne (Jules Austin), podrás entender éste y otros aspectos de trabajar con un millennial.

En la cinta, cuando algún trabajador hacía algo bien, alguien (quien sea) se detenía a tocar una campanita para reconocerle el logro. Así de importante es para esta generación.

Otro aspecto a tomar en cuenta es que a ellos les gusta trabajar por resultados. Seguramente no encuentran ningún valor en tenerte sentado ocho o más horas en la oficina, así que si quieres ser reconocido por ellos ésta no es una buena estrategia. Si quieres impresionarlos muestra interés por tu trabajo, entrega a tiempo y ofrece una propuesta para los problemas no resueltos. Éstas serán actitudes que ellos valorarán más.

A ellos les gusta la flexibilidad en muchas áreas. Tanto en los horarios, como en los lugares, como en los procesos. Si eres un baby boomer acostumbrado a la rigidez de una oficina como tú las conocías hace años, para lograr una mejor relación con esta generación de jóvenes tendrás que ceder y aligerar la carga.

Mantente al día con el boletín de El Universal