Engañan al SAT al importar autos

Manipulan valor reportado de las unidades, acusa AMDA; burlan normativas ambientales con certificados apócrifos

Cartera 19/07/2016 01:47 Sara Cantera Actualizada 11:39
Guardando favorito...

[email protected]

Las asociaciones representantes de la industria automotriz expusieron que las comercializadoras extranjeras dadas de alta en el padrón de importadores del Servicio de Administración Tributaria (SAT) están emitiendo facturas falsas en Estados Unidos para importar autos usados en la frontera, a precios subvaluados.

La Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA) explicó que las reglas generales de comercio exterior, le dan la facilidad administrativa a las comercializadoras de vehículos usados en Estados Unidos y Canadá de reportar sus operaciones vía electrónica al SAT.

De esta manera, las comercializadoras asignan una clave de venta de un vehículo usado que reportan al SAT y en ésta se incluye en el pedimento de importación del auto.

“Y ese vehículo que se importa para la franja fronteriza, al momento de hacer el pedimento de importación, ya no se importa con el cálculo de impuestos conforme a la lista de precios estimados”, mencionó Guillermo Rosales, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores.

De esta manera, los automóviles que se importan para la región fronteriza entran con un valor hasta 50% menor al de los vehículos que se importan para circular en el resto de la República Mexicana.

La AMDA estima que el valor promedio que están declarando los importadores con facturas falsas para un vehículo en la zona fronteriza es de 41 mil 359 pesos, cuando el valor promedio de este tipo de autos para el resto del país es de 102 mil 931 pesos.

En conferencia de prensa, el presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Eduardo Solís, agregó que también se están emitiendo certificados de emisiones contaminantes falsos por parte de algunos talleres en Estados Unidos, para que los vehículos importados cumplan con la normativa ambiental.

“Es un tema que podría interesarle a la Agencia de Protección Ambiental en Estados Unidos, porque esos talleres se supone que son autorizados. Esos talleres de servicio que están autorizados para emitir esos certificados lo están haciendo de manera irregular, además de que hay corrupción abierta, porque se vende el certificado”, explicó Eduardo Solís.

 

int-fin-comerciovehiculos.jpg

 

La AMIA explicó que los importadores mandan por correo electrónico las placas del automóvil y el taller les envía el certificado de emisión de contaminantes a cambio de un pago de 100 dólares.

La industria automotriz reconoció la labor del Servicio de Administración Tributaria al haber dado de baja del padrón a las empresas Big Bear, Copart y GarciPaz por incurrir en esas prácticas fraudulentas; sin embargo, informaron que existen por lo menos otras seis compañías que podrían estar cometiendo los mismos ilícitos.

El presidente de AMDA, Guillermo Prieto Treviño, pidió incluso la intervención de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) para verificar este mecanismo de importación, ya que se podría tratar de lavado de dinero o de “pago de droga a cambio de vehículos”.

Actualmente se permite importar autos usados de ocho o nueve años de antigüedad provenientes de Estados Unidos y Canadá, sin pagar arancel, siempre y cuando cuenten con un certificado de origen que garantice que tienen 62.5% de componentes de la región de Norteamérica.

Si no cuentan con el certificado de origen, deberán pagar un arancel de 1% más IVA si están destinados a circular en la franja fronteriza del país, o 10% de arancel más IVA si van a circular en el resto de la República.

Temas Relacionados
SAT
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios