08 | DIC | 2019

Le dan formal prisión por matar a mujer en escuela

06/06/2016
01:17
David Fuentes
-A +A
Auto de formal prisión se le dictó a un hombre de 30 años, quien en abril pasado ejecutó a una mujer en las inmediaciones de la delegación Gustavo A. Madero, cuando la víctima esperaba para recoger a su hija de la escuela; sin embargo, él no ha querido revelar quién lo contrató para asesinar a la mujer y el móvil del crimen.

[email protected]

Auto de formal prisión se le dictó a un hombre de 30 años, quien en abril pasado ejecutó a una mujer en las inmediaciones de la delegación Gustavo A. Madero, cuando la víctima esperaba para recoger a su hija de la escuela; sin embargo, él no ha querido revelar quién lo contrató para asesinar a la mujer y el móvil del crimen.

Las autoridades han establecido que tanto víctima como victimario no tenían vínculo alguno, luego de que se indagó la actividad de la mujer y su círculo cercano; aún se mantienen como hipótesis una posible venganza por una cuestión amorosa, pero hasta el momento no se ha dado a conocer la participación de otras personas.

El detenido, quien solicito a las autoridades que sus datos no fueran del conocimiento público, indicó que estaba desempleado y que sólo aceptó el trabajo. En el expediente del caso consta que el pasado 7 de abril, alrededor de las 14:00 horas, la víctima estacionó su automóvil marca Toyota, tipo Sienna, placas del Estado de México, en la calle Abel, colonia Guadalupe Tepeyac, cuando el inculpado se le emparejó a bordo de un vehículo marca Volkswagen, tipo Jetta, con cromática de taxi, del cual descendió y, en ese momento, se acercó a la ofendida por la ventanilla del conductor. Con un revólver calibre .38, que portaba en la mano derecha, le disparó en repetidas ocasiones, quitándole la vida; inmediatamente regresó a su unidad y huyó.

Las cámaras de vigilancia capturaron la imagen y horas más tarde, un arco detector identificó al taxi cuando circulaba por Eje 3 Oriente, en la delegación Coyoacán, donde fue detenido.

Durante su declaración, el indiciado aceptó su participación en los hechos y dijo contar con antecedentes penales por los delitos de robo y lesiones; reveló que en prisión conoció a “gente pesada” que le ofrecieron diversos trabajos bien remunerados y como taxista tenía la oportunidad de seguir a quienes se le ordenaba, monitorear viviendas, entro otras actividades ilícitas.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios