Ravens se aprovecha de Dolphins

La defensiva de Baltimore le “regala” una noche de pesadilla a Matt Moore
EFE. Watson (82) celebra su TD, uno de los dos por aire que logró la parvada.
26/10/2017
23:38
Redacción
-A +A

Joe Flacco jugó poco menos de la primera mitad, pero el tiempo que estuvo sobre el campo del M&T Bank Stadium fue suficiente para encaminar la holgada victoria de los Ravens sobre los Dolphins (40-0).

El quarterback de Baltimore (4-4) salió del partido cuando restaban por jugarse poco más de tres minutos en el segundo cuarto, después de recibir un fuerte golpe de Kiko Alonso, linebacker de Miami (4-3). Aunque la acción frenó una carrera de nueve yardas del pasador, la forma en la que el defensivo utilizó su hombro derecho, con el que expulsó el casco de Flacco, podría considerarse una agresión, así es que el ex elemento de los Bills de Buffalo estaría sujeto a una suspensión y multa por parte de la NFL, las cuales se darían a conocer en las próximas horas.

De inmediato, Joe fue trasladado al vestuario para ser sometido al protocolo de conmociones cerebrales que marca la liga.

Los Ravens ya ganaban 13-0 ante unos Dolphins que mostraron ineficacia al ataque con Matt Moore en los controles. El quarterback, quien suplió al lesionado Jay Cutler, terminó la noche con 25 pases completos en 44 intentos, para 176 yardas. Los dos envíos que le interceptaron fueron devueltos hasta la zona de anotación, perfecto reflejo de lo mal que la pasó sobre el campo de los Ravens.

En menos de 30 minutos de juego, Flacco acumuló 101 yardas, con 10 pases acertados de 15 lanzados, incluido uno de touchdown.

Aunque la verdadera estrella de Baltimore fue su defensiva, que volvió a ser tan dominante como hace algunos años, cuando el club luchaba palmo a palmo con los Steelers de Pittsburgh por el dominio de la División Norte de la Conferencia Americana.

Jay Ajayi, corredor de los Dolphins, fue limitado a 23 yardas en 13 acarreos. Tampoco tuvo una buena velada. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS