aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




El 3D en El Gran Gatsby, en manos de un mexicano

Alonso Homs se inspiró en Hitchcock para su trabajo en la cinta
AUSTRALIA | Domingo 12 de mayo de 2013 EFE | El Universal09:41
Comenta la Nota

El mexicano Alonso Homs, el estereógrafo encargado del 3D en el filme "El gran Gatsby" , reclamó el valor artístico de la tercera dimensión porque contribuye al lenguaje audiovisual y resalta las actuaciones.

Homs, residente en Nueva York, fue el responsable de crear la tercera dimensión desde el punto de vista técnico y creativo en la película, dirigida por el australiano Baz Luhrmann con el actor Leonardo DiCaprio como protagonista.

El estereógrafo, encargado de las cámaras de 3D, es una profesión poco conocida, aunque cada vez más demandada en las producciones cinematográficas.

El mexicano subrayó que el uso del 3D se inspira en su utilización en "Dial M for Murder" del maestro Alfred Hitchcock, quien utilizó esta técnica para mejorar la narrativa de filme aunque se estrenó en dos dimensiones en la mayoría de los cines.

"El gran Gatsby" -que ya ha generado opiniones encontradas, tanto positivas como negativas- cuenta la historia de Jay Gatsby, un millonario de fortuna de origen dudoso que lleva una vida de boato y grandes fiestas en su mansión de Long Island en la década de 1920, poco antes de la Gran Depresión.

La historia del misterioso millonario y el triángulo amoroso entre Gatsby, su antiguo amor Daisy Buchanan (interpretada por Carey Mulligan) y el esposo de ella, Tom Buchanan (Joel Edgerton) , es narrada por su vecino Nick Carraway (Tobey Maguire) .

Para el mexicano, "El gran Gatsby" es una película que "empujará los límites del lenguaje narrativo cinematográfico" y demuestra que la tercera dimensión no es algo exclusivo de cintas de acción o terror.

En "El gran Gatsby" , el 3D permite apreciar "las grandes actuaciones de Leonardo di Caprio o Tobey Maguire" porque el solo hecho de ver que una cara tenga volumen ayuda a leer el personaje, comentó.

"Hay muchos que creemos que la tercera dimensión es más que los trucos de cosas que salen de la pantalla para que los americanos hagan más dinero" , acotó Homs.

"Creo que el simple hecho de se tenga volumen y profundidad en una toma permite meterte más en el mundo que está creando el autor" , agregó el especialista en 3D.

Al hacer un repaso de la historia del cine, el artista mexicano recordó que el séptimo arte comenzó a filmarse hace más de un siglo en filmes mudos y en blanco y negro y después apareció el sonido y el color.

En los primeros momentos de la transición del cine modo al cine sonoro, muchos se obsesionaron con el sonido y las producciones eran puro diálogo, señaló Homs.

En este sentido, comparó el 3D con los desafíos que planteaban el color y el sonido y enfatizó que "la industria del cine lleva construyendo por años el lenguaje narrativo y todas las transiciones son difíciles" .

Homs destacó que "El gran Gatsby" fue filmado en tercera dimensión con cámaras situadas a la izquierda y derecha de la escena, mientras que otras películas son convertidas posteriormente a 3D con una técnica que al recortar las capas de la imagen "crea profundidad, pero no volumen" .

Homs también destacó la experiencia de trabajar con Luhrmann, un director que "no conoce ni quiere saber de reglas" y al que se le tiene que enseñar "porqué no funciona" algo.

"Es un maestro para la improvisación" , señaló el mexicano, quien contó que en ese rodaje en Sidney fue uno de los pocos hispanos que participó en esa experiencia cinematográfica.

Para crear un fondo verosímil y dejar atado todo detalle, Luhrmann contrató a expertos en teatro para que le ayudasen con la actuación de los extras.

"Si algo no está perfecto en el fondo, te saca (al espectador) de la historia" , explicó el estereógrafo mexicano.

"El Gran Gatsby" se estrenó el pasado viernes en Estados Unidos y llegará a las pantallas españolas el 17 del mismo mes, días antes de estrenarse en países como México y Chile.

 

 

cvtp



Comenta la Nota.

PUBLICIDAD