aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Deficiente, cultura de reciclaje en gobierno

Mala separación hizo que a la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (Conaliteg) llegaran más de 3 mil toneladas de basura; IP y gobiernos locales tienen escasa participación
Reutilizan sobrantes para libros de texto.

SEPARACIÓN. Reutilizan sobrantes para libros de texto. . (Foto: ISMAEL ÁNGELES )

Domingo 03 de febrero de 2013 Nurit Martínez Carballo | El Universal04:20

nurit.martinez@eluniversal.com.mx  

Durante los últimos seis años en las oficinas del gobierno federal se recaudaron 103 mil 757.40 toneladas de papel y cartón, que para la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (Conaliteg) se tradujo en una reducción del gasto de 135.5 millones de pesos y evitó la tala árboles en una extensión similar a poco más de 8 veces a la Alameda Central, pero la escasa cultura de separación del material reciclado hizo que junto con ello la institución recibiera más de 3 mil toneladas de basura.

Entre el material para el programa “Recicla para leer”, la comisión recibió plásticos, telas, hule, alambre, hule espuma, material con goma, papel higiénico, pañuelos desechables, metales y aluminio, todos ellos recaudados en las oficinas de gobierno.

Incluye papel que contiene tinta para ocultar los premios de la Lotería Nacional , que se encontraron en las toneladas de “papel” que entregó esta institución.

Ante ese escenario la Conaliteg junto con las secretarías de Educación y de la Función Pública plantean la necesidad de modificar el decreto presidencial emitido en 26 de febrero de 2006, señala el Informe de Rendición de Cuentas de la Administración Pública Federal.

A través de una petición de acceso a la información pública la comisión detalla la baja participación de las instancias de gobierno o de las empresas privadas y gobiernos locales en la recolección de papel para la elaboración de los libros de texto gratuitos, puesto que apenas participaron poco menos de la mitad de las casi 250 dependencias del gobierno federal.

A la solicitud número 113700002111, la Conaliteg respondió a una petición ciudadana que entre diciembre de 2006 y marzo de 2009, recolectó 39 mil 720.336 toneladas de material que fue “donado” como papel de reciclaje, sólo que 3 mil 108.302 toneladas fuero basura; es decir, que 7.8% del total fue desecho.

Además se recolectó archivo blanco, mixtura, cartón, revistas y periódico. Sólo el papel apto “se envía a una planta de reciclado ubicada en Tres Valles Veracruz, para que dicho papel se permute por papel nuevo reciclado” que se destina a la impresión de libros de texto y materiales de apoyo educativo.

En la petición 0002700056711 se detallan algunas de las instituciones que con base en el convenio con la comisión entregaron kilos de papel. La lista no detalla, en el caso de los archivos de la administración, su contenido.

En el cuarto trimestre de 2007, por ejemplo, Petróleos Mexicanos entregó 20 mil 70 kilos de archivos del órgano interno de control y en 2010 otros 8 mil 105 kilos más. En el segundo trimestre de 2009 Banobras entregó 536 kilos de papel del archivo del órgano de control.

La Procuraduría General de la República desincorporó 18 mil 640 kilos de “papel archivo” sin que se precise el contenido de los mismos. Otros mil 323 kilos fueron del Fondo de Garantía y Fomento para la Agricultura, Ganadería y Avicultura.

Hasta ahora la Conaliteg contabilizó únicamente 160 convenios con instituciones, gobierno y escuelas que hacen una labor de recolección y separación del papel para donarlo.

En el reporte de donación del año 2008 se puede ubicar que la institución que más aportó fue el Sistema de Administración Tributaria con mil 153.161 toneladas de papel; le siguieron las oficinas centrales de la SEP, con 679.090 toneladas; y, el Sistema Integral de Tiendas y Farmacias del gobierno del DF con 614.259 toneladas, entre otros. Los únicos gobiernos estatales que participaron en ese año fueron los de Oaxaca, Quintana Roo, Tamaulipas e Hidalgo.

Pese a que el programa busca crear una cultura del cuidado del medio ambiente, la Conaliteg señala que persistió la falta de recursos para operarlo adecuadamente.



PUBLICIDAD