aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Aumentará en 2008 la clase baja en México

De acuerdo con especialistas en el sector más bajo de la población crecerá debido a que destinarán mayor presupuesto a alimentos, transporte y servicios
Ciudad de México | Martes 07 de octubre de 2008 Ramiro Alonso | El Universal16:18

El año de 2008 será el parteaguas en el crecimiento de los ingreso para las familias mexicanas.

Debido a factores como el repunte en el precio de los combustibles, los alimentos, las crisis hipotecaria y financiera en los Estados Unidos, las familias mexicanas dejarán de percibir ingresos en comparación con el periodo que va del año 2000 al 2006.

De acuerdo con el Instituto de Investigaciones Sociales (IIS), en el periodo de referencia, los niveles socioeconómicos (NSE) ABC+, o sea las clases altas, crecieron de 19% a 21.4%.

El NSE C, la clase media alta, pasó de 17.8% a 16.9%; el NSE D, la clase media creció de 30.2% a 36.3% y el nivel NSE D, E (las clases bajas) decrecieron al pasar de 33.0% en el año 2000 a 25.4% en el 2006.

Sin embargo, las tendencias cambian a partir del 2007, y lo que vemos en estos días es un crecimiento de las clase bajas del país", comentó Heriberto López Romo, director general del IIS.

Los niveles más bajos incrementan los porcentajes de gasto de productos y servicios básicos en comparación con los niveles más altos.

Mientras que para el NSE AB, el gasto de alimentos, servicios básicos para el hogar y transporte representan una cuarta parte de su presupuesto, para el nivel DE en ese mismo renglón significa dos terceras partes del gasto.

Entre 2004 y 2006 el porcentaje del gasto total destinado a alimentos y bebidas fuera de casa decreció en todos los NSE, en opinión de López Romo.

En los niveles bajos ha aumentado el porcentaje que representa el gasto en servicios para el hogar como agua, luz y gas y ha decrecido el porcentaje de gasto en transporte público, según el IIS.

Los niveles más bajos ven un impacto en más de una tercera parte de su gasto, cada vez que se incrementa el precio en los alimentos, de acuerdo con la consultoría Nielsen.

Según el estudio Cambios en el Mercado Mexicano 2008 de la consultora, los níveles marginados en México destinan hasta el 42% de sus ingresos en el consumo de alimentos, mientras que las clases altas destinan sólo el 10%.

El ingreso se ve afectado en términos reales, obligando a que el consumidor decida en qué debe gastar, a decir de Nielsen.

Los hogares de mayor número de componentes y con menores ingresos se ven obligados a racionalizar más.

 

fllq



PUBLICIDAD