aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Asesinan presuntos Zetas a líderes de piratería en Veracruz

Comerciantes de material pirata de audio y video de los municipios de Xalapa, Veracruz, Acayucan, Minatitlán y Coatzacoalcos temen por sus vidas; anuncian cierre de locales
VERACRUZ, Ver.- | Miércoles 03 de septiembre de 2008 Érick Viveros / Corresponsal | El Universal12:19

Sicarios identificados como "Zetas", grupo armado del Cártel del Golfo, ejecutaron en las últimas 48 horas a dos líderes de comerciantes de material apócrifo y artículos de contrabando que operaban en dos municipios de la zona centro y sur de Veracruz.

Las víctimas, según indican las principales líneas de investigación de la Policía Ministerial (PM) y Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), se negaron a pagar fuertes cantidades de dinero a grupos armados a cambio de supuesta protección y libertad para vender sus productos.

A partir de esta semana vendedores de fayuca y material pirata de audio y video de los municipios de Xalapa, Veracruz, Acayucan, Minatitlán y Coatzacoalcos han rematado sus productos y muchos otros han cerrado sus puertas bajo el temor de sufrir represalias o ataques de los sicarios.

En Xalapa y Veracruz los comerciantes informales aseguran que las ventas han mermado hasta en un 70% y aseguran que si el ambiente de inseguridad persiste podrían cambiar de giro o cerrar de manera definitiva sus locales.

La primera víctima de la semana fue Alejandro Bacelis Nájera de 40 años, líder de los comerciantes de fayuca y discos piratas de Plaza Clavijero en Xalapa, quien fue levantado del centro comercial el pasado lunes por un comando armado que portaba vestimentas de la Agencia Federal de Investigación (AFI).

Un día después, Bacelis Nájera fue encontrado muerto en un paraje de la carretera Xalapa-Coatepec; presentaba signos de tortura y el tiro de gracia en la cabeza, además de que el cadáver portaba un mensaje dirigido a las autoridades y a los comerciantes de piratería.

24 horas más tarde, en el sureste veracruzano, otro sujeto dedicado a la venta de material pirata fue ejecutado en céntricas calles del municipio petrolero de Minatitlán.

El comerciante Juan Salvador Valencia Gómez de 39 años de edad fue acribillado por un comando que viajaban en una camioneta negra cerrada y en dos automóviles Nissan, tipo Tsuru de color blanco, todos sin matrículas.

Tras discutir con los delincuentes, Juan Salvador Valencia fue acribillado con metralla de armas largas, ante la presencia de pobladores y policías que resguardaban la sede del Registro Civil de la municipalidad.

Tanto Alejandro Bacelis como Juan Salvador Valencia, habían denunciado públicamente en sus municipios el acoso y extorsión de los grupos armados identificados como "Zetas".

También demandaron protección pero no recibieron repuesta de los tres niveles de gobierno.

Los ahora occisos, señalaron que los sicarios les exigían a sus agremiados cantidades fuertes de dinero a cambio de protección, pero además, tenían que sacar a remate toda su mercancía por que en breve comercializarían material apócrifo fabricado por dicha célula del crimen organizado.

Debido a que las amenazas se incrementaron, el pasado 18 de agosto los propietarios de al menos mil negocios instalados en las plazas Rendón, Clavijero, Los Sauces, Los Lagos y bazar de Enríquez salieron a las calles de la ciudad capital, Xalapa, en exigencia de mayor seguridad ante la presencia de grupos de la delincuencia organizada dedicados a la extorsión.

En el Lunes de Puertas Abiertas, los comerciantes del sector informal le solicitaron al alcalde, David Velasco Chedraui, un blindaje especial para las citadas plazas comerciales y en respuesta, el munícipe se comprometió a servir de intermediario para que corporaciones policíacas federales y estatales les dieran la protección debida.

Los fayuqueros y piratas aseguraron a las autoridades que temían por su vida, ya que si no cumplían las demandas del grupo armado serían ejecutados en los días a venir.

Veinte días después los delincuentes pasaron de las amenazas a los hechos, al ejecutar en Xalapa y Minatitlán a los principales distribuidores de piratería y artículos electrónicos de contrabando.

Al cuerpo del líder de comerciantes informales de Xalapa, Alejandro Bacelis, los sicarios le dejaron un mensaje dirigido a las autoridades y a los comerciantes de material apócrifo:

“Esto es para el gobierno no que según me hiban a cuidar, esto es un ejemplo para todos los que no respetan y hacen caso atentamente Cartel del Golfo/ Zetas, A la letra se le Respeta”.

iqr



PUBLICIDAD