Policía Federal blindará navíos en Quintana Roo

Despliegan 60 oficiales y 4 elementos caninos para revisar embarcaciones; gobierno que Quintana Roo instalará arcos para detectar metales en el puerto
Policía Federal blindará navíos en Quintana Roo
Las revisiones se realizarán en las salas de espera y en las embarcaciones de las dos empresas que brindan el servicio de transporte de pasajeros —Barcos México y Ultramar—, así como en el equipaje de quienes abordan, con apoyo de los perros. (CORTESÍA)
11/03/2018
01:54
Adriana Varillas, Dennis A. García y Ricardo Moya
-A +A

[email protected] 

Con cuatro oficiales caninos adiestrados para detectar explosivos, la Policía Federal (PF) puso en marcha un dispositivo de seguridad en el que fueron desplegados 60 oficiales para la revisión de embarcaciones en Playa del Carmen y Cozumel, mientras el gobierno de Quintana Roo, a través de la Administración Portuaria Integral (Apiqroo), instalará arcos para detectar metales en ambos puertos.

Luego de la explosión del 21 de febrero en un ferry de una empresa ligada al ex gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo, que dejó 26 lesionados, la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) informó del reforzamiento de vigilancia en la zona turística con el despliegue de elementos de la División de Fuerzas Federales.

“En Quintana Roo, la Policía Federal cuenta con el despliegue de elementos de las divisiones de Seguridad Regional, fuerzas federales y Gendarmería, quienes tienen la instrucción de fortalecer las labores de atención al ciudadano y patrullaje durante el próximo periodo de asueto por la Semana Mayor”, explicó.

En la edición de ayer, EL UNIVERSAL publicó que la explosión en el ferry, de la empresa Barcos Caribe, fue provocada con un artefacto de fabricación casera y controlado a distancia.

Además, se preparaba una segunda detonación en otro barco de la misma empresa con ocho cargas explosivas, según la información que se encuentra en la carpeta de investigación FED/QR/PC/0000140/2018.

Aunque la indagatoria continúa, los primeros resultados de los servicios periciales de la Agencia de Investigación Criminal señalan que en la explosión se utilizaron cinco cargas explosivas contenidas en un cartón de forma cilíndrica que contenía un sistema de iniciación alimentado con carga eléctrica para activarlo vía remota.

En un principio las autoridades locales manejaron la versión que la explosión había sido por problemas en la embarcación; sin embargo, con los indicios recabados por la PGR se concluyó que sí fue provocada de manera intencional. El material explosivo en la segunda embarcación, de nombre Caribe III, fue detectada por elementos de la Secretaría de Marina-Armada de México; al separar los componentes del artefacto se determinó que había una coincidencia en su elaboración con el que se utilizó en el primer barco.

Las revisiones. El coordinador estatal de la Policía Federal, Juan Manuel Ayala, informó que 30 personas estarán asignadas a la terminal de San Miguel, en Cozumel, y la otra mitad a la de Playa del Carmen.

operativo_ferry_57506958.jpg
Foto: La presencia de la Policía Federal en Playa del Carmen y Cozumel es indeterminada y se espera que lleguen más elementos durante la temporada vacacional.
 

Las revisiones se realizarán en las salas de espera y en las embarcaciones de las dos navieras que brindan el servicio de transporte de pasajeros —Barcos México y Ultramar—, así como en el equipaje de quienes abordan, con apoyo de dos perros entrenados para detectar armas, dinero en dólares y drogas.

“Tenemos la unidad canina; antes y después del abordaje está la unidad canina que es la que está pasando para verificar todo.

“Ahí tenemos dos animales, uno es especialmente para puro explosivo y el otro es para detectar drogas, dinero y armas. Nosotros tenemos cuatro días aquí; la unidad canina está desde el jueves, llegaron y se incorporaron a la seguridad de la terminal marítima”, explicó Manuel Ayala.

Los elementos caninos son propiedad de la Policía Federal y fueron entrenados en la Ciudad de México para detectar armas, explosivos, dinero y droga.

La presencia de la Policía Federal en Playa del Carmen y Cozumel es indeterminada y se espera que lleguen más oficiales durante la temporada vacacional.

El comandante entrevistado subrayó que las operaciones de los transbordadores turísticos transcurren con normalidad, sin registrarse algún incidente.

“La instrucción es mantener la seguridad aquí, brindar orientación a los habitantes y al turismo y dar tranquilidad en esta zona turística”, dijo.

Compran arcos de seguridad. La directora de la Apiqroo, Alicia Ricalde Magaña, informó que se han adquirido los primeros dos arcos de seguridad, con valor de 130 mil pesos cada uno, para detectar metales. Indicó que posiblemente algunas de las medidas que se tomarán para redoblar la estrategia en ambos puertos provoquen desconcierto y molestia en algunas personas, pero apeló a la conciencia y entendimiento de ciudadanía y turistas, al tratarse de acciones para salvaguardar su tranquilidad y la de ambos destinos.

IP inicia campaña. A la par, empresarios locales, dueños de restaurantes, bares y discotecas asentados en la famosa Quinta Avenida de Playa del Carmen, iniciaron una campaña para recordar que el destino internacional es además de seguro, uno de los más visitados a nivel mundial.

Con más de mil 500 restaurantes en la ciudad, 450 ubicados en la avenida, que ofrecen desde los platillos más sencillos, hasta los más sofisticados, pasando por los antojitos mexicanos o la comida rápida de EU, hasta la cocina de países como Italia, Alemania, Argentina, India o Japón, Playa del Carmen ofrece toda una gama de sabores, para todos los gustos.

Los restaurantes y propietarios de bares y discotecas iniciaron una campaña de difusión para mostrar que pese a lo que consideran “incidentes aislados”, la vida en la ciudad y su zona turística transcurre como en cualquier otro destino vacacional.

La tarde del viernes pasado, en redes sociales se lanzó una iniciativa con el hashtag #10000Moments, para que la gente que vive o ha visitado Playa del Carmen, compartiera en Twitter y otras redes sociales una fotografía que ilustrara su experiencia en el centro vacacional, lo que logró posicionarse como una de las principales tendencias en la red.

Colaboración. Personal de la Secretaría de Marina apoya con recorridos y se despliegan entre playa del Carmen y Cozumel, en Quintana Roo, tras el anuncio de que Policías Federales reforzaron con binomios caninos la seguridad en esos puertos tras la explosión de un ferry.

Debido a que el caso lo atrajo la fiscalía del estado, personal de la Marina informó que ellos se mantienen realizando actividades cotidianas, sin haber incrementado el número de efectivos.

“Es una escuadra en los muelles”, comentó personal al hacer referencia al despliegue que realizan como parte de sus labores de vigilancia, que consiste principalmente en estar al pendiente de la seguridad perimetral por el tránsito de distintas embarcaciones.

En un comunicado, la Semar informó en su momento que tras la explosión del ferry se habilitó un puente terrestre de Playa del Carmen a Calica Punta Venado, con el objetivo de mantener la comunicación con la isla Cozumel, en tanto se reanudaban los servicios de muelle.

Se aseguró que personal naval adscrito a esa zona brindó apoyo perimetral con embarcaciones Defender para salvaguardar la vida de las personas.

Además, se informó que la Unidad de Capitanías de Puerto y Asuntos Marítimos activó el protocolo de seguridad, con la participación de los tres niveles de gobierno.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS