Nueva Francia, la comunidad que permanece en el olvido

Los habitantes duermen en la terracería, sus casas fueron destruidas y aún no reciben ayuda
Las viviendas de Nueva Francia, construidas con adobe, no resistieron el sismo de 8.2 grados. (ESPECIAL)
10/09/2017
02:05
Redacción
-A +A

Nueva Francia se encuentra en el municipio de Jiquipilas, en Chiapas; es una localidad que cuenta con 496 habitantes y que está a 80 kilómetros de Tuxtla Gutiérrez, el sismo dañó 70% de las viviendas, pero la ayuda aún no llega.

Estefanía Natarén Cruz narra que esta comunidad enfrenta el abandono. Nadie los ha visitado, nadie sabe que hay heridos y personas que lo perdieron todo. Otros municipios acapararon la atención.

Los habitantes de la zona cuentan que el jueves se abrió la tierra durante el temblor, la mayoría de ellos vive en condiciones de probreza y no podrán volver a habitar sus viviendas, debido a que la afectación en ellas es total.

“Esta comunidad no ha recibido ningún tipo de apoyo, hay gente durmiendo en las calles, la gente está desesperada por recibir ayuda”, cuenta.

Agrega que las viviendas son construidas con materiales como adobe, teja de barro, laminas y madera, y debido a la destrucción la gente está durmiendo en la terracería. “Lamentablemente el apoyo para toda esa gente no ha llegado, ya que hasta el momento no se ha presentado personal capacitado para auxiliar a las personas que lo necesitan”, dice.

Los familiares de Estefanía perdieron su casa y asegura que el paso en la carretera está libre, pero la ayuda se concentra en otros municipios, por lo que no saben qué hacer o a quién acudir para que las autoridades responsables volteen hacia esta zona.

Para ayudar a la comunidad los vecinos han tenido que contactar a sus familiares en otros estados, quienes se organizaron para hacer una colecta y llevar víveres.

Además solicitan ayuda en otras instancias, debido a que tienen desconfianza de que la comunidad no sea atendida por las autoridades o de que la ayuda que otras personas manden no llegue a los damnificados.

Algunos habitantes acudieron a Jiquipilas, pero regresaron con las manos vacías, porque hay prioridad en zonas más afectadas.

“Quieren volver a tener un lugar donde vivir, donde comer, estamos organizando a ver si podemos mandar donaciones de víveres, porque de verdad están en una situación que además los deprime mucho”, dijo.

Incluso han empezado a compartir videos en redes sociales para solicitar ayuda y llamar la atención de las autoridades. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS