No se permitirá construcción que afecte a CU: Mancera

Juez concede suspensión para detener momentáneamente la obra en Copilco; no vamos a afectar el paisaje universitario ni lo vamos a permitir, dice
En un recorrido realizado ayer se observó que se suspendieron las labores en la obra en Copilco y no hubo presencia de trabajadores en el lugar donde se construyen las dos torres del complejo Be Grand. (YADÍN XOLALPA. EL UNIVERSAL)
04/03/2018
02:12
Gerardo Suárez
-A +A

[email protected]

El jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, aseguró que no se permitirá ninguna construcción que afecte el paisaje urbano de la Ciudad Universitaria de la UNAM, esto en relación al proyecto de dos torres de la empresa Be Grand que se suspendió provisionalmente por parte de un juez.

“Al menos en mi administración no se va a permitir ninguna construcción ahí que no estemos totalmente en sintonía con Ciudad Universitaria, eso es definitivo, se lo he dicho al secretario de Desarrollo [Urbano y Vivienda]”, comentó el mandatario capitalino durante su corte informativo.

“No vamos a afectar el paisaje universitario ni lo vamos a permitir, haya o no autorización. Si hay un litigio y en el litigio nos vencen, eso sería otra cosa”, insistió Mancera.

El Ejecutivo capitalino consideró que se puede llegar a algún acuerdo entre la máxima casa de estudios y los constructores, para que la edificación no afecte la imagen urbana.

“Me parece que hay puntos en los que se puede llegar a un acuerdo. Puede haber puntos de aceptación de parte de la UNAM”, comentó el Ejecutivo local.

Ayer se dio a conocer que un juez concedió una suspensión para detener momentáneamente la construcción en el predio de Copilco 75, tras un amparo tramitado por la UNAM.

En un recorrido que se realizó, se observó que se suspendieron las labores y no hubo presencia de trabajadores en ese sitio.

La Universidad Nacional argumentó en ese recurso legal que la obra de dos torres de más de 20 niveles afectaría la imagen urbana y el paisaje del campus central, lo que conllevaría perder la declaratoria de Patrimonio Cultural de la Humanidad de la UNESCO.

La construcción del complejo Be Grand Universidad, que consta de viviendas de lujo y comercio en planta baja, también ha sido motivo de protestas de vecinos y estudiantes de la UNAM, quienes también han argumentado posibles afectaciones a la dotación de servicios públicos y la movilidad de la zona.

La empresa Be Grand ha manifestado su intención de “ser un buen vecino de Ciudad Universitaria y estamos abiertos al diálogo”, aunque también planteó que analiza emprender las medidas legales correspondientes para defenderse ante el amparo que sigue en proceso.

La compañía indicó que requiere llevar a cabo algunas obras para estabilizar el área de excavación y evitar cualquier riesgo antes de detener los trabajos, por lo cual pidió a la delegación Coyoacán autorización para hacer estas obras de mitigación.

Desde el 23 de febrero pasado la delegación Coyoacán colocó sellos de suspensión de actividades por medidas de seguridad en el predio de Copilco 75. Un día después los sellos ya no estaban, por lo que el gobierno delegacional tuvo que acudir a reponerlos.

Los desarrolladores han argumentado que cuentan con los permisos necesarios para realizar el proyecto.

Respecto al amparo de la UNAM, fue promovido el 29 de enero y el jueves pasado el juez Quinto de Distrito en Materia Administrativa concedió una suspensión para detener momentáneamente los trabajos en el predio.

Inicialmente se había negado la suspensión pero la UNAM aportó más pruebas en materia de topografía, desarrollo urbano, en historia, valor artístico, visual, y de generación de cultura en inmuebles y sitios patrimoniales. El proyecto de Copilco 75 consta de dos torres de 23 pisos.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS