Líderes del 68 llaman a crear puente generacional

“Ya levantaron la bandera, no la bajen”, piden a jóvenes voluntarios tras sismo; anarquistas se enfrentan con miembros de la CNTE en marcha conmemorativa
integrantes del Comité del 68 encabezaron el contingente de la marcha conmemorativa por la matanza de Tlatelolco, en la que participaron las escuelas normales rurales del país y estudiantes de la UNAM, UACM, UAM e IPN (CAMILA MATA. EL UNIVERSAL)
03/10/2017
02:19
Teresa Moreno y Manuel Espino
-A +A

[email protected]

Los líderes del movimiento estudiantil de 1968 reconocieron la “generosidad” de los jóvenes que ayudaron y participaron como rescatistas tras los sismos del 7 y 19 de septiembre, les pidieron que “si ya levantaron la bandera, no la bajen”, puesto que ahora es necesario tender puentes entre las generaciones para reconstruir al país.

Durante el mitin que siguió a la marcha histórica para conmemorar la matanza del 2 de octubre de 1968, Félix Hernández Gamundi lanzó una demanda a quienes participaron como brigadistas en semanas pasadas, les exhortó a que se organicen y continúen con el movimiento que iniciaron. “A los jóvenes les decimos: ya levantaron la bandera, no la bajen. Construyamos puentes entre todas las generaciones, porque tenemos que reconstruir esta nación, eso requiere de un esfuerzo sostenido participando todos: 68 y 17”. Los jóvenes están demostrando generosidad, señaló el líder estudiantil.

Dijo que los jóvenes millennials y centennials, quienes nacieron después de 1980, no son apáticos sino que están hartos de un sistema político que no les permite participar. Reconoció que el movimiento estudiantil de 1968 no logró la transformación que quería en el país, por lo cual es necesario “hermanar” a quienes lucharon en el siglo pasado con los jóvenes de esta generación, de los cuales muchos son sus hijos y nietos.

“Está de moda decir que los millennials son apáticos; no lo son, están hartos de un modelo que no permite la participación política. Yo les doy la bienvenida, me congratulo de ser testigo de este esfuerzo unitario solidario y generoso de los jóvenes” dijo.

“Nosotros no hemos logrado transformar al país. México ha cambiado mucho, no es el mismo de hace 49 años, pero tampoco es el que queremos. Tenemos que construir esos puentes entre los jóvenes de hoy los de ayer y sólo así vamos a lograr la construcción de un nuevo país”.

Ayer se llevó a cabo la marcha para conmemorar la matanza en la Plaza de las Tres Culturas, en una movilización histórica que partió del Centro Cultural Tlatelolco hacia el Zócalo de la CDMX. De acuerdo con personal de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) y de la Secretaría de Gobierno de la CDMX, participaron alrededor de mil 500 personas, los organizadores reportaron un contingente “abundante”.

En el recorrido, los manifestantes corearon consignas clásicas como “¡2 de octubre no se olvida, es de lucha combativa!”, y la innovación se mostró en los carteles con frases como “No fue el sismo, fue el Estado”.

Los integrantes del Comité 68 encabezaron el contingente que avanzó sobre Eje Central y 5 de Mayo, siguió el de estudiantes de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos, de Ayotzinapa, Guerrero, y padres de familia de los 43 estudiantes normalistas desaparecidos de Ayotzinapa; la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México, que agrupa a las escuelas normales rurales del país, y estudiantes de la UNAM, UACM, UAM y el Instituto Politécnico Nacional; también marcharon pequeños grupos de anarquistas.

En el mitin, el rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos, Alejandro Vera, hizo un llamado a las universidades a no regresar a las aulas, puesto que en este momento es necesario continuar con las brigadas de apoyo a los damnificados por los temblores de septiembre; y reclamó al gobernador de Morelos, Graco Ramírez, por reetiquetar el apoyo enviado con emblemas de su gobierno.

Anarquistas se confrontan. Tras integrarse al contingente central de la marcha, un grupo de personas que se hacen llamar anarquistas se confrontaron con profesores de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) que también participaban en la movilización.

El choque ocurrió después de que los profesores, originarios de Oaxaca, les exigieron descubrir sus rostros a los anarquistas, quienes marchaban encapuchados.

“No somos terroristas, somos anarquistas”, respondieron los jóvenes y, acto seguido, continuaron entre los contingentes gritando consignas.

Un grupo de anarquistas marchó ayer del Antimonumento a los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa a la Plaza de la Tres Culturas para conmemorar el 49 aniversario de los hechos ocurridos el 2 de octubre de 1968.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios