SCJN: protección de derechos no desaparece en contingencias

Es imperativo salvaguardar la dignidad de los afectados, afirma ministro Aguilar; nadie puede ser objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, detalla
El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Luis María Aguilar Morales (tercero de der. a izq.), inauguró un foro sobre el Día Internacional de Datos Personales. (ARIEL OJEDA. EL UNIVERSAL)
25/01/2018
01:38
Alberto Morales
-A +A

[email protected]

El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Luis María Aguilar Morales, advirtió que la protección de los derechos humanos y datos personales no desaparece a pesar de las contingencias naturales como terremotos, huracanes o tsunamis.

“Por el contrario, tras situaciones de desastre la protección de los derechos humanos adquiere aún un mayor relieve y resulta imperativo salvaguardar la dignidad de las personas afectadas”, aseguró al inaugurar un foro sobre el Día Internacional de Datos Personales.

Ante representantes del Congreso; de los gobernadores de Tabasco, Arturo Núñez, y de Puebla, Antonio Gali, y comisionados del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai), el ministro Aguilar Morales recordó que de acuerdo con la Declaración Universal de Derechos Humanos nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio, su correspondencia, ni de ataques a su honra o a su reputación, garantías que son protegidas por la Constitución federal.

Expresó que “toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias y, desde luego, a la salvaguarda de los datos personales, garantía que está reconocida por nuestra Carta Magna”.

Apuesta el titular del Inai por una cruzada nacional. El comisionado presidente del Inai, Francisco Acuña Llamas, hizo un llamado a los tres poderes para llevar a cabo una cruzada nacional para la protección de los datos personales.

Recordó que en 2003, la empresa estadounidense Choice Point adquirió de manera ilegal el padrón electoral del entonces IFE con datos personales de 60 millones de mexicanos.

“Esa primera filtración masiva de datos es quizá el acontecimiento más grave y más grande del que se tenga memoria, porque a partir de esa fecha, retazos de listados de datos personales clandestinos circulan por el país... por eso, hoy aquí convocamos a combatir en todas las instituciones en su conjunto ese flagelo que hace que nuestro país sea visto como un paraíso de bases de datos clandestinas”, indicó.

El vicepresidente del Senado, David Monreal Ávila (PT) coincidió en que a pesar de los avances en materia legislativa persisten las deficiencias en la protección de bases de datos.

Uno de esos casos, dijo el legislador, es en la recolección de apoyos de los aspirantes independientes a un cargo de elección popular para el actual proceso electoral.

“En ese ejercicio derivaron una serie de denuncias sobre la posible existencia de un mercado negro de credenciales de elector al que han recurrido algunos de los aspirantes”.

A nombre de la secretaria de la Función Pública, Arely Gómez, el subsecretario Eber Betanzos reconoció que si bien ya está establecido que el Estado debe de garantizar el derecho a la protección de datos personales, incluyendo la información personal sensible, aún hay retos y desafíos.

“El contexto cibernético, que ha transformado drásticamente nuestra vida cotidiana, plantea hoy desafíos mayúsculos para la seguridad de los datos personales, la cual no será posible enfrentar a menos que la sociedad en su conjunto se involucre en ello”, explicó Betanzos.

El funcionario refirió que la información que proporcionamos a través de estas redes sociales, las compras electrónicas, la descarga de aplicaciones digitales, genera datos con un valor incalculable.

“Ante ello, el gobierno, las organizaciones de la sociedad civil y las instituciones especializadas están en una búsqueda constante de encontrar el balance adecuado entre los beneficios sociales y económicos que este nuevo paradigma representa y la protección de datos personales, especialmente aquellos de carácter sensible”, precisó.

El presidente de la Cámara de Diputados, Jorge Carlos Ramírez Marín (PRI), expuso que la protección de los datos personales salvaguarda uno de los elementos más valiosos del individuo: su identidad.

“Proteger los datos personales es garantizar que todo ciudadano pueda elegir quién quiere ser, en específico que accedan, rectifiquen, cancelen o incluso se opongan a lo que se sabe de ellos”, destacó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS