Oficial canino “René” deja PF por tumor irreversible

El labrador, de siete años, estuvo más de cinco años en activo como detector de drogas, armas, papel moneda y objetos involucrados en delitos; la dependencia le realizó un homenaje
Foto: Cortesía
03/09/2017
15:39
Manuel Espino Bucio
-A +A

A “René”, un oficial canino de la Policía Federal experto en la detección de drogas, armas, papel moneda y objetos involucrados en delitos, lo venció un tumor irreversible, posiblemente de origen congénito, por lo que fue retirado del servicio.

En agradecimiento a su labor, la corporación le realizó un homenaje al ejemplar de la raza “Cobrador de Labrador”, que estuvo más de cinco años en activo en distintos estados del país donde gracias a su fino olfato logró importantes aseguramientos en conjunto con su manejador.

En las instalaciones de la Unidad Canina de la División de Fuerzas Federales, los mandos y personal operativo reconocieron la inteligencia, obediencia, energía y sociabilidad del canino.

De acuerdo con la Policía Federal, “René”, de siete años de edad, al presentar problemas de salud se le practicaron diversos análisis clínicos, cuyos resultados determinaron que desarrolló un tumor irreversible que le provocará espasmos de dolor con una intensidad progresiva. Se trata de una enfermedad no curable.

Los especialistas veterinarios, informó la Policía Federal, agotarán los esfuerzos clínicos para evitar su sufrimiento y no descartan como último recurso practicar el protocolo de sacrificio por un médico veterinario calificado.

Para la Policía Federal el oficial canino es “irremplazable y representa una “gran pérdida por lo que será siempre recordado, como un compañero que en todo momento brindó las mejores cualidades de su especie para servir a México”.

Al perro, donado por el gobierno de Estados Unidos a través de la Iniciativa Mérida, le fue impuesta una condecoración en su pechera de Policía Federal, y su manejador, conmovido, agradeció la entrega, amistad y compañerismo que compartieron durante los últimos cinco años.

lsm

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS