Eugenio Hernández buscó evitar detención

Ex gobernador promovió al menos dos amparos; ninguno prosperó; en 2012 pudo liberar sus cuentas, después de que PGR retiró cargos
Los juicios de amparo del ex gobernador Eugenio Hernández fueron promovidos ante jueces de Distrito de la Ciudad de México. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
09/10/2017
02:01
Diana Lastiri
-A +A

[email protected]

En las últimas semanas, el ex gobernador de Tamaulipas, Eugenio Hernández, intentó evitar su detención mediante solicitud de al menos dos amparos.

Los juicios fueron promovidos ante jueces de Distrito de la Ciudad de México; sin embargo, ninguno prosperó.

Luego de una revisión de las listas de acuerdos del Consejo de la Judicatura Federal se pudo saber que la Juez Quinto de Distrito de Amparo en Materia Penal sobreseyó el juicio 332/2017, con el que el ex gobernador intentó frenar la ejecución de cualquier orden de detención, presentación o aprehensión en su contra debido a que las autoridades señaladas como responsables negaron haber emitido algún mandato de ese tipo.

Aunado a ello, en el expediente 717/2016, en el que Hernández Flores pidió la protección contra cualquier orden privativa de la libertad derivada de la carpeta de investigación 09/2017, decidió desistirse del juicio, por lo que el asunto se declaró concluido.

Ante el Juzgado Cuarto de Distrito de Amparo impugnó la falta de citación a la investigación realizada en su contra por autoridades de procuración de justicia en el país; sin embargo, el juez le requirió especificar el acto reclamado y al no hacerlo en tiempo, la demanda se tuvo por no presentada.

El viernes pasado, el ex gobernador fue detenido por elementos de la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas en Ciudad Victoria por los delitos de peculado y lavado de dinero.

Durante su declaración preparatoria, el ex gobernador negó las acusaciones emitidas en su contra por el fiscal anticorrupción de la entidad. Sin embargo, no todo ha sido infructuoso para el ex mandatario. Derivado del carpetazo que dio la Procuraduría General de la República a la investigación que inició en su contra en 2012 por lavar dinero del narco, Hernández Flores aprovechó la oportunidad y liberó su dinero.

Esto, debido a que la PGR mantuvo aseguradas sus cuentas bancarias desde junio de 2012 hasta abril de 2013, cuando el encargado de la Unidad Especializada en Investigación de Delitos contra la Salud dejó sin efectos la orden de congelamiento “para no causar un daño irreparable”.

La investigación también incluyó a su antecesor en el gobierno de Tamaulipas, Tomás Yarrington, y al mismo tiempo que las cuentas de Hernández Flores fueron aseguradas, elementos de la PGR y de la Secretaría de la Defensa Nacional catearon sus propiedades en los estados de Tamaulipas y Quintana Roo.

Durante las diligencias le fueron incautadas también 10 propiedades supuestamente adquiridas de forma irregular, mismas que fueron liberadas con el no ejercicio de la acción penal decretado por la PGR en 2013.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS