EU alerta a México por violaciones graves a DH

Destaca Departamento de Estado “violencia letal” contra curas y periodistas; impunidad en los casos preocupa a gobierno estadounidense, dice en informe
(FOTO: ARCHIVO EL UNIVERSAL)
21/04/2018
02:33
Víctor Sancho / Corresponsal
-A +A

[email protected]

Washington. — El Departamento de Estado de Estados Unidos resaltó los casos de homicidios y violencia contra sacerdotes en México y alertó de que la “impunidad en los abusos de derechos humanos” es un gran problema para el país, especialmente agravado por las “extremadamente bajas tasas de enjuiciamiento de todo tipo de crímenes”.

Al mismo tiempo elogió al país como uno de los “casos positivos” que hay en el mundo, por la Ley General de Desapariciones Forzadas.

El documento se refirió a los reportes del Centro Católico Multimedial (CCM) de que grupos criminales se enfocaron en sacerdotes, así como en líderes religiosos en algunas partes del país y los sometieron a extorsiones, amenazas de muerte e intimidaciones.

El Departamento de Estado recordó que, hasta agosto de 2017, ese órgano reportó el asesinato de cuatro sacerdotes, dos intentos fallidos de secuestro y dos ataques contra la Catedral Metropolitana y la Oficina de Obispos en la Ciudad de México (en lo que va de la presente administración, el CCM resaltó 23 homicidios de prelados).

Entre los problemas “muy significativos de derechos humanos” que reveló el reporte anual del Departamento de Estado, además de los habituales de corrupción y colaboración de las autoridades con el narcotráfico, asesinatos extrajudiciales, desapariciones y torturas, alertó en esta ocasión de la “violencia letal” contra periodistas, indígenas, la comunidad LGTBII y sacerdotes, estos últimos principalmente atacados por organizaciones criminales.

El informe anual sobre derechos humanos —el segundo de la era Trump—, presentado ayer, corresponde al año 2017 y detalla el comportamiento de gobiernos extranjeros en la materia. Sirve de guía al Congreso de aquel país para entregar o no partidas de ayuda exterior; en el caso de México, es base para la dotación de la Iniciativa Mérida.

Los problemas de derechos humanos más significativos de México que señala el documento de 38 páginas, son los habituales, siempre alrededor de la impunidad para aquellos que cometen crímenes y violan las garantías individuales. Con varios ejemplos, el gobierno estadounidense lamenta los pocos avances de la justicia para aclarar casos flagrantes, en gran parte por la colusión entre funcionarios y el crimen organizado.

La investigación, enjuiciamiento y sentencia de desapariciones “son escasas”, con reportes “creíbles” de la participación de la policía en múltiples secuestros.

Se resaltan los abusos y discriminación a ciertas poblaciones. Migrantes y refugiados están entre los más perseguidos y atacados, aunque en el reporte se destaca, desde su introducción, la “violencia letal por parte de organizaciones criminales contra sacerdotes”.

La corrupción sigue siendo un tema en el que el gobierno “no aplica la ley de forma efectiva”, y Estados Unidos, dice el documento, es consciente de “numerosos casos de corrupción gubernamental” en 2017, desde sobornos directos hasta pagos por sobrecostos inexistentes.

Sobre libertad de expresión, remarcó una vez más la violencia contra los periodistas y la impunidad de atacar y asesinar reporteros, lo que tiene un efecto directo en la habilidad de la prensa de investigar y reportear.

El gobierno estadounidense hace referencia al programa de espionaje Pegasus, usado por el gobierno federal para infiltrarse en las comunicaciones de reconocidos periodistas y activistas.

Reconocen creación de la Ley de Desapariciones. A pesar de todo, el gobierno estadounidense quiso señalar los brotes de esperanza en México. El secretario de Estado interino, John Sullivan, destacó al país como uno de los “casos positivos” que hay en el mundo, en alusión a la Ley General de Desapariciones Forzadas, la cual estableció condenas criminales para aquellos sentenciados por desapariciones y un marco nacional para encontrar víctimas”, felicitó el funcionario estadounidense en la presentación del informe.

Junto a Liberia y Uzbekistán, México “representa alguno de los ejemplos positivos” destacados en el informe, señaló el jefe interino de la diplomacia de la Unión Americana.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS