PRD: el Frente Ciudadano no será chantajeado por ninguna persona

La decisión de alguien no va a definir el futuro de la coalición ni del país, afirma Zambrano
Ángel Ávila, presidente del Consejo Nacional del PRD, dijo que el Frente es la primera fuerza rumbo a 2018 y por eso el trabajo interno debe ser responsable. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
09/10/2017
02:07
Misael Zavala y Suzzete Alcántara
-A +A

[email protected]

Tras la renuncia de la ex primera dama Margarita Zavala al Partido Acción Nacional (PAN), el Partido de la Revolución Democrática (PRD) sentenció que el Frente Ciudadano por México —que conforman ambos partidos junto con Movimiento Ciudadano— no puede ser sujeto de chantaje alguno por parte de personajes o figuras públicas.

Ángel Ávila Romero, presidente del Consejo Nacional del PRD, aclaró que el Frente está por encima de cualquier personalidad, pues responde a un profundo interés ciudadano de sacar al país de la enorme crisis social, económica y de inseguridad que vive.

“El Frente Ciudadano no puede ser sujeto de chantaje alguno por parte de ningún personaje o figura pública. La construcción de esta alternativa política ha sido colocada por los ciudadanos como la primera fuerza rumbo a las elecciones de 2018 y eso nos lleva a ser muy responsables en los trabajos internos”, indicó.

Dijo que es importante que el Partido Nueva Alianza haya expresado su intención de formalizar su participación en el frente PAN, PRD y MC.

“El Frente seguirá superando los obstáculos a su paso y resistiendo los ataques. La principal fuerza de esta alternativa es la confianza ciudadana manifestada en las encuestas, en las que la gente expresa su anhelo de cambio en el país, sin caer en la irresponsabilidad del populismo”, expuso.

El ex líder nacional del PRD y actual vicecoordinador del sol azteca en la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano, afirmó que el Frente Ciudadano por México, no puede ser trastocado en sus fines y su trabajo por la decisión de Margarita Zavala. Agregó que deben continuar en sus labores, pues “una persona, de ninguna manera, va a decidir ni el futuro de éste y de sus altísimas responsabilidades, ni el futuro del país”.

Zambrano Grijalva dijo que el PRI va a buscar manejarse con chantajes y, desde luego, Morena seguirá buscando que el Frente se debilite y aparezca como un agrupamiento de partidos políticos que no están dispuestos a contribuir en la reconstrucción y a bajar el costo de la política en México.

“Actúan así porque están muy nerviosos y preocupados por lo que las diversas encuestas siguen diciendo del Frente Ciudadano por México, en el sentido que aparece encabezando las preferencias electorales, están frotándose las manos porque la salida de Margarita [Zavala] del PAN y su inscripción como candidata independiente, creen que debilitará al Frente y piensan ilusamente que esto les va a beneficiar directamente al PRI y a López Obrador”, añadió.

El perredista indicó que tanto los priístas como el tabasqueño, “se van a quedar con un palmo de narices”, toda vez que el Frente va a demostrar que es mucho más lo que los hace coincidir y caminar juntos, que las diferencias y problemas que pueda enfrentar cada partido por separado.

“Que sigan haciéndose ilusiones, que pierdan el tiempo en eso. Nosotros vamos a seguir pensando en lo que el país requiere”, comentó.

Zambrano aseguró que el Frente Ciudadano, en el ámbito legislativo, tiene una tarea primordial en la discusión del paquete fiscal, el financiamiento público de los partidos políticos, y en la postergada “Ley de Seguridad Interior”.

Detalló que en materia de seguridad, el Frente ha planteado que se incorpore un capítulo a la Ley de Seguridad Nacional para establecer las formas, mecanismos, procedimientos y todo lo relacionado con la intervención de las Fuerzas Armadas en labores de seguridad pública, en auxilio de las autoridades civiles del país.

Zambrano indicó que después de la comparecencia del secretario de Hacienda, José Antonio Meade, vienen momentos muy importantes de definición para la vida del país, en los que el Frente Ciudadano por México, tiene importantísimos retos, como la discusión referente a la Ley de Ingresos, que tendrá que ser aprobada a más tardar el 20 de octubre, y en la que hay temas que deben ser abordados, como el gasolinazo y el endeudamiento público.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS