​Políticas para combatir pobreza y desigualdad han fracasado: Oxfam

El organismo indicó que las personas que han salido de esta situación corren el riesgo de volver a ella; la política social se convirtió en un alivio de la pobreza y no propicia igualdad de oportunidades, agregó
Foto: Archivo / EL UNIVERSAL
23/01/2018
15:38
Perla Miranda
-A +A

En México, diez personas concentran tanta riqueza como el 50% más pobre de la población del país, lo que significa que podrían adquirir los bienes de 26 millones de habitantes que viven en situación precaria, reveló el informe “México justo: políticas públicas contra la desigualdad”, presentado por Oxfam.

El documento indicó que el combate a la pobreza y desigualdad implementada por los gobiernos federales ha fracasado porque a pesar de que entre 1995 y 2016 la pobreza disminuyó, las personas que han salido de esta situación corren el riesgo de volver a ella.

"El modelo asistencial mexicano no funcionó porque la política social se convirtió en un alivio de la pobreza y no propicia igualdad de oportunidades”.

Para revertir este panorama, la organización elaboró un decálogo para erradicar la desigualdad y ofrecer a los mexicanos una mejor calidad de vida.

Plantea aumentar la cobertura y calidad de educación y salud porque ambos son medios de producción económica y de movilidad social ascendente. Aunque ha mejorado la cobertura de estos servicios en el país, puesto que el rezago educativo pasó del 20.7% de la población al 17.9% y la carencia por acceso a los servicios de salud de 29.2% a 16.9%, las desigualdades regionales son sensibles.

“En las zonas rurales los niveles de infraestructura son casi nulos. Las más notables son las carencias de escuelas y hospitales, tal es el caso de Oaxaca en donde la inversión por alumno es de 13 mil 629 pesos, mientras que Baja California gasta 24 mil 920”.

La propuesta de Oxfam se basa en el diseño de una política de desarrollo regional para el sureste del país, así como la elevación de la matrícula escolar en el nivel medio superior.

El reporte indicó que alrededor de 7.5 millones de personas reciben salario mínimo, aunque han crecido los trabajos formales, las pagas por estos son precarias. Para mejorar estas condiciones laborales es necesario elevar el salario y fortalecer los esquemas de asociación sindical así como el capital humano.

En lo que respecta a la política fiscal en México, el informe remarcó que no tiene un impacto significativo en la redistribución del ingreso, porque los impuestos representan únicamente 19.5% del PIB. Esto hace que esté por debajo del promedio latinoamericano que genera 21.7% y lejos del de la OCDE de 34.3%.

Oxfam destacó que la tasa de impuesto efectiva que se cobra al 10% más rico en el país, es muy baja comparada con otros países de ingresos altos, además los grupos más privilegiados de la república se ven beneficiados debido a que pueden deducir impuestos.

Por último, la organización argumentó que los escándalos de corrupción dentro de los gobiernos han hecho que este problema forme parte de la agenda pública.

Según cifras de su informe, en México, 67% de la población opina que las leyes se respetan poco o nada, la confianza en los partidos políticos y diputados está por debajo de 20%, y la confianza en la policía está por debajo de 34%.

“El total de recursos presuntamente desviados por Javier Duarte, que de acuerdo con PGR ascienden a 35 mil millones de pesos, sería suficiente para darle a cada persona veracruzana en pobreza extrema 2 millones 48 mil pesos, ingreso que serviría para cubrir sus necesidades básicos”, dijo Diego Alejo Vázquez Pimentel, uno de los autores del documento.

En este punto, Oxfam consideró que es necesaria una estrategia que ayude a restablecer la confianza en las instituciones y que existan auditorías ciudadanas que fiscalicen el buen manejo de recursos públicos.

lsm

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS