Piden a CDMX presupuesto prioritario para atender reconstrucción de viviendas

La senadora del PT, Dolores Padierna, urgió a que se aplique un Programa de Reconstrucción para miles de edificios; los créditos no ayudan a los damnificados, acusa
Foto: Archivo / EL UNIVERSAL
08/11/2017
14:27
Juan Arvizu y Alberto Morales
-A +A

La senadora Dolores Padierna Luna (PT) presentó la demanda de miles de damnificados por los sismos de septiembre, y describió un panorama de desatención por parte de las autoridades delegacionales y del gobierno de la Ciudad de México, al que urgió un presupuesto prioritario para atender el problema de vivienda que originó el desastre natural.

Afirmó que los problemas de vivienda –demoliciones, regularización de la propiedad, reconstrucciones por daño medio y leve— se les debe destinar los nueve mil 700 millones de pesos del Fondo de Atención a los Desastres Naturales (Fonaden) de la Ciudad de México.

Hay miles de edificios en los que se debe asignar presupuestos, “para atender con dignidad a las familias afectadas por los sismos del pasado septiembre”, dijo en conferencia de prensa al frente de damnificados, en el Senado.

Dijo que se debe aumentar de manera sustancial el presupuesto del Instituto de Vivienda (Invi) de la Ciudad de México, para que reconstruya edificios colapsados, a la vez de que se amplíe el Programa de Mejoramiento de la Vivienda, y que abarque a todos los inmuebles de daño medio o leve. Señaló que cada proyecto debe ser transparente en sus costos, y así se evite la especulación y los sobreprecios.

En ese sentido, urgió que se atienda unidades habitacionales como Tlatelolco, Unidad Morelos, Estrella 168, Sedesol, Crisantemo 13, Unidad Demet,” y centenares más que han carecido de política pública desde hace varios gobiernos y es la causa principal de los daños ocurridos con el sismo”.

Pidió que las autoridades delegacionales y centrales se ocupen en corregir los daños leves que muestran centenares de construcciones, “que con voluntad política y un presupuesto específico podrían arreglarse”, y advirtió que “entre más tiempo pasa, el daño va aumentando”.

Señaló que ofrecer créditos, no representa un Programa de Reconstrucción, ya que ello convierte a los damnificados en deudores.

Los créditos ofrecidos por las autoridades, dijo, “no consideran la heterogeneidad de las familias y las viviendas afectadas, ni sus características socioeconómicas, ni la atención técnica, ni el enfoque de derechos humanos que debe prevalecer en una tragedia como la ocurrida el 19 de septiembre pasado”.

Por ello, exigió a las autoridades de la Ciudad de México, “destinar en su totalidad los recursos del Fondo de Atención a los Desastres Naturales (Fonaden) para los damnificados de los sismos”.

Reclamó dar de alta en la plataforma de predios dañados por el sismo, “a todos aquellos que no han sido visitados por ninguna autoridad pero que con responsabilidad los vecinos junto con los DRO tienen dictámenes de sus predios”.

Incluso, exigió transparentar y eficientar “la ayuda de renta”, pues a muchos damnificados no se les dio, a otros sólo se les dio un mes y no los tres meses que ha informado el gobierno.

“Hacemos la exigencia de hacer una selección cuidadosa de predios que deben ser expropiados, ya sea porque al carecer de propietarios no se les da mantenimiento; porque hubo derrumbe total y debe evitarse la especulación con el costo de los suelos o, bien, porque son campamentos de vivienda precaria”, dijo.

Agregó que los inmuebles que han sido expropiados son responsabilidad del gobierno de la Ciudad de México y están en abandono.

lsm

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS