EPN: en 2018, una jornada democrática ejemplar

Asegura que están en el tramo más importante de la carrera iniciada hace 5 años; llama a no poner en riesgo los avances que se han alcanzado en su administración
Ante mil 500 servidores públicos, el presidente Enrique Peña Nieto dijo que trabajarán para que los ciudadanos ejerzan su derecho al voto en un clima de libertad. (PRESIDENCIA)
02/12/2017
02:04
Francisco Reséndiz
-A +A

[email protected]

Al arrancar su último año de gobierno, el presidente Enrique Peña Nieto subrayó que el año entrante México vivirá el proceso electoral más grande de su historia y comprometió: “Como funcionarios públicos, actuaremos con estricto apego a la ley para que las elecciones de 2018 sean una jornada democrática ejemplar”.

En un mensaje a la nación emitido desde Palacio Nacional con motivo del quinto aniversario de su gestión, ante mil 500 servidores públicos federales, que asistieron en representación de los 3 millones que hay en el país, dijo que desde el ámbito de su responsabilidad trabajarán para que los ciudadanos ejerzan su derecho al voto en un clima de libertad y certidumbre, de respeto y civilidad.

“Hoy se inicia el último tramo de la carrera que iniciamos hace cinco años por el bienestar de las familias, el crecimiento de nuestra economía y el desarrollo de nuestro país. En una carrera, el último tramo es el más importante, ahí es donde se demuestra el carácter, la preparación y la voluntad de triunfo.

“Como Presidente de la República estoy decidido a poner lo mejor de mí, todo mi empeño, dedicación, perseverancia, tenacidad, pero, sobre todo, mi pasión para seguir sirviendo a México. El país espera esa misma entrega de cada uno de nosotros”, señaló ante los servidores públicos federales invitados.

Afirmó que “México no puede detenerse, mucho menos retroceder” y llamó a consolidar lo alcanzado para “no poner en riesgo los avances que juntos hemos alcanzado”.

También pidió exaltar los logros y seguir promoviendo la transformación de México, “porque esa es la única ruta hacia el desarrollo pleno y la prosperidad compartida que todos queremos para nuestro país”.

Acompañado por el gabinete en pleno, el mandatario afirmó que es mucho lo avanzado por el país pero aceptó que falta mucho por hacer. “Debemos seguir promoviendo la transformación de México, porque esa es la única ruta hacia el desarrollo pleno y la prosperidad compartida que todos queremos para nuestro país. México no puede detenerse, mucho menos retroceder”, dijo.

El presidente Peña pidió a los servidores públicos federales que continúen ofreciendo resultados tangibles a la población, sembrar optimismo, confianza y esperanza, sin dejar de atender los retos y rezagos, así como dar a conocer lo alcanzado y logrado.

“Cada uno de nosotros debe exaltar la gran obra de transformación nacional en la que todas y todos participamos”, señaló.

Asentó que es momento de “apretar el paso” para alcanzar las metas que se propuso su gobierno, por lo que pidió aprovechar cada minuto de cada día, trabajar sin descanso para dejar a las futuras generaciones un mejor país que el recibido. El mandatario federal agradeció a los servidores públicos federales por su trabajo.

Enfatizó que ha entrado a la recta final de su administración y buscará cumplir el propósito que estableció desde el inicio: impulsar la transformación de México que haga posible que los mexicanos de hoy y de mañana tengan mejores condiciones con un desarrollo incluyente, próspero y de oportunidades.

“Juntos hemos sido protagonistas de una transformación de la que debemos sentirnos muy orgullosos. Una transformación que ya ofrece beneficios a las y los mexicanos y que, llevada a buen puerto, traerá todavía mejores resultados en los meses y años por venir”, dijo.

Balance y prioridades. En este mensaje de casi 30 minutos, el Presidente realizó un balance de lo alcanzado durante cinco años de gobierno en las cinco grandes metas nacionales: México en paz, México incluyente, México con educación de calidad, México próspero y México con mayor responsabilidad global.

Dijo que ayer inició la etapa de consolidación de las transformaciones que emprendió su gobierno para sentar las bases en pos de un mejor futuro para México y solicitó a sus colaboradores en todos los niveles seguir trabajando en equipo por el país y definió las prioridades para 2018.

Indicó que para alcanzar un México en Paz se deben redoblar esfuerzos en los 50 municipios con mayor índice de homicidios dolosos, mantener el respaldo y el fortalecimiento de las fuerzas policiales locales, hacer ajustes para hacer más eficaz el Sistema de Justicia Penal Acusatorio.

Además, dijo, se deben cumplir los compromisos pendientes en materia de derechos humanos y afirmó que su gobierno trabajará para consolidar el Sistema Nacional Anticorrupción y el de Transparencia, al tiempo que se mantendrá el rigor entre trabajadores de la Función Pública.

Para consolidar el México con Educación de Calidad las tareas principales serán concluir la implementación del servicio profesional docente y del nuevo modelo educativo, incluyendo los planes de estudio, afirmó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS