“Difícil tener resultados si PRD no va con el Frente”: Verónica Juárez

Llama a corrientes del sol azteca a dejar de “verse el ombligo”; de no ir con PAN y MC, partido debería reestructurarse, asegura
Verónica Juárez Piña Aspirante a presidenta nacional del PRD (GERMAN ESPINOSA. EL UNIVERSAL)
27/11/2017
02:43
Misael Zavala
-A +A

[email protected]

Ferviente impulsora del Frente Ciudadano por México, Verónica Juárez Piña —integrante de Nueva Izquierda, corriente también conocida como Los Chuchos—, quien busca la presidencia nacional del PRD, dice que no concretar ese bloque electoral no sería el mejor escenario para el partido y difícilmente obtendrían buenos resultados.

“Enfrentaríamos un proceso electoral polarizado en el que difícilmente pudiéramos obtener buenos resultados. Sin duda el PRD deberá, si esto ocurriera, reinventarse y reconstruirse pasando el proceso electoral”, dice.

Al levantar la mano para contender por la dirigencia nacional del PRD, Juárez Piña afirma que las corrientes, mejor conocidas como tribus, deben dejar de “verse el ombligo”, es decir, hacer de lado cuestiones personales y de grupo para tener unidad de cara al proceso electoral de 2018.

En entrevista con EL UNIVERSAL, la secretaria de Gobierno y Enlace Legislativo del CEN del PRD señala que, de llegar a la presidencia de su partido, vería más allá de las corrientes políticas y, para ello, buscará el apoyo de mujeres y jóvenes en su búsqueda de ganar la interna perredista.

“Debemos dejarnos de ver el ombligo. Estamos obligados a no ver hacia atrás, a ver hacia el frente y a debatir todo lo necesario. Dejar de lado cualquier circunstancia partidaria o diferencias, por el bien superior de lo que estamos impulsando, que es el Frente Ciudadano”, asegura.

Sostiene que sería una presidenta dedicada a la justicia partidaria de las mujeres, porque en el camino “hemos encontrado violencia política” en el PRD. Ante esto, propone una comisión de justicia partidaria para las perredistas, por medio de la cual haya un acompañamiento en la lucha por espacios.

Afirma que de presidir el sol azteca, seguirá con las sanciones a perredistas que apoyen a Andrés Manuel López Obrador en la candidatura presidencial de 2018 y exigió que haya unidad en torno al Frente Ciudadano (PAN, PRD y MC).

“Seré una presidenta que dé cumplimiento y defienda la institucionalidad, y si en nuestros documentos básicos se establece que las y los militantes que son candidatos de otro instituto político deben ser sancionados, así debe ser. Hay que pedir congruencia”, dijo.

“Soy una mujer de retos”

El 9 de diciembre se renovará la dirigencia del PRD, ¿busca usted ser la sustituta de Alejandra Barrales?

—He levantado la mano para ser considerada a ser presidenta del PRD. Sin lugar a dudas, los próximos días serán de muchas pláticas, de acercamiento con las demás expresiones para llegar al 9 de diciembre con un gran acuerdo que me parece que es como se debe definir la próxima dirección nacional y podamos presentar el acuerdo en unidad, en este momento histórico por las elecciones de 2018.

¿Qué le ofrece a los perredistas, cuáles serían sus cartas?

—Soy una mujer de retos, que me dedico de tiempo completo a hacer política desde hace 25 años y soy militante del PRD. Soy de Jalisco y fui la primera secretaria de jóvenes del partido. Ser una presidenta que vaya más allá de las corrientes políticas, eso también ofrezco.

Quien busque la presidencia del partido debe tener un acercamiento con la militancia, con presidentes, liderazgos regionales, por supuesto debe existir mucho acercamiento y diálogo, así como el debate, porque son sustanciales con los retos.

¿Qué deben hacer las tribus perredistas en la antesala de la elección federal del próximo año?

—Debemos dejarnos de ver el ombligo. Estamos obligados a no ver hacia atrás, estamos obligados a ver hacia el frente y a debatir todo lo necesario. Los perredistas vamos a demostrar de qué estamos hechos las próximas semanas.

Dejar a un lado el hablar de las cosas internas del partido, tenemos que poner atención y actuar en torno al país. [Se debe dejar] cualquier circunstancia partidaria o diferencias, por el bien superior de lo que estamos impulsando, que es el Frente Ciudadano.

¿El llamado es a dejar de ver cuestiones personales en el PRD?

—Sí, también, cuestiones personales, cuestiones de grupo. Tener un partido sólido.

¿Usted cree que ADN busca sus intereses al intentar frenar el convenio de coalición?

—El PRD es así, eso hay que aplaudirlo. Hubo debate, posicionamientos de los grupos. Héctor Bautista no estuvo en el consejo, pero sí estuvo presente en la presentación de la plataforma de gobierno ante el INE. Pero si hubiera alguien que no va a participar en el frente, está en todo su derecho.

¿En caso de llegar a la presidencia, seguiría usted con la suspensión de derechos a los que apoyan a Morena?

—Seré una presidenta que dé cumplimiento y defienda la institucionalidad y si en nuestros documentos básicos se establece que las y los militantes que son candidatos de otro instituto político deben ser sancionados, así debe ser. Hay que pedir congruencia.

¿Si no es presidenta del PRD, buscaría una senaduría o diputación federal?

—Yo quiero ser presidenta de mi partido y en eso me voy a abocar. Si no fuera así, estaré dispuesta a cualquier tarea que mi partido me llame.

¿Una votación con voto en urna y secreta le beneficia a Nueva Izquierda?

— Siempre, el ejercicio de los mecanismos, les benefician a cualquiera.

¿Qué retos ve en un PRD de cara a las elecciones de 2018?

—Impulsar el Frente Ciudadano por México con PAN y MC.

Al PRD hay que ciudadanizarlo, no sólo que estén representados en candidaturas, que también es un reto, sino que las decisiones en el partido vengan acompañadas de propuestas de la sociedad civil.

Seguir impulsando desde la dirección nacional la igualdad sustantiva, al interior del partido y hacia afuera, en el Frente Ciudadano. Desde la dirección nacional debe existir una comisión adjunta que les dé seguimiento puntual a las mujeres.

También debe haber un cambio generacional y un impulso a los jóvenes, que estén en las candidaturas y en las presidencias.

¿Instauraría en el partido una comisión de la mujer?

—La llamaría una comisión de justicia partidaria para mujeres, ya tenemos una Secretaría de la Mujer, pero en acompañamiento en esa lucha, que en muchas ocasiones, cuando nos hemos encontrado con violencia política, ha sido una lucha en solitario. Debemos estar con ellas y encabezar la defensa de las compañeras.

Que tengamos más presidentas en las direcciones estatales, que cumplamos 50% en los órganos de definición, en el consejo, en el Congreso, es decir, nos falta todavía.

En el Consejo Nacional del PRD, ¿por qué se dejó fuera el convenio de coalición?

—Para poder presentar el convenio se deben tener requisitos que marca la ley, uno de ellos es determinar el siglado, y que es dónde va a estar cada quien [cada partido]. Queremos presentar un convenio en el que todo mundo se vea representado, un convenio incluyente. Se necesitaba tiempo, porque hay que revisar los históricos numéricos de cada quien [PRD, PAN y MC].

¿Las candidaturas frenaron el convenio de coalición?

—Así es, todavía no llegamos al acuerdo necesario. Además de que son 32 entidades donde hay que estar viendo, entidad por entidad, entonces nos faltó tiempo, pero existe voluntad de los tres partidos [que integran el Frente Ciudadano por México] en avanzar y cumplir antes del 14 de diciembre.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS