Aún es tiempo de restaurar la democracia, dice Muñoz Ledo

Advierte que un fraude electoral atraería una insurgencia cívica y un Estado de sitio; es deber y obligación de todos los ciudadanos hacer valer el voto, asegura
En la Biblioteca Mexicana de la Fundación Miguel Alemán se presentó el libro de corte autobiográfico Porfirio Muñoz Ledo. Historia Oral, 1933-1988. (JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL)
01/02/2018
01:35
Dennis A. García
-A +A

[email protected]

“La violación del sufragio público atraería tal vez la insurgencia cívica y crea las condiciones para un Estado de sitio; es aún tiempo de restaurar la democracia y escapar del precipicio”, dijo el ex embajador ante la Unión Europea Porfirio Muñoz Ledo.

Al presentar el libro de corte autobiográfico Porfirio Muñoz Ledo. Historia Oral, 1933-1988, de las plumas de los historiadores James W. Wilkie y Edna Monzón Wilkie, el político mexicano, que se define como luchador, indicó que es su deber y obligación junto con otros ciudadanos, hacer valer el voto.

“Enfrentamos ahora mismo un proceso abierto de elección protagonizado por un gobierno ilegítimo, después de la alternancia del poder, los beneficiarios abortaron la transición, los fraudes electorales de 2006 y 2012 comprometieron dramáticamente el curso de la nación.

“Los comicios de 2015 en el Estado de México y Coahuila ratificaron la decisión del grupo gobernante de mantener el poder a toda costa. Es nuestro deber político y moral, así como nuestra obligación republicana, oponernos con toda energía a ese pronóstico; un grupo numeroso de personalidades y organizaciones civiles han definido los requisitos mínimos para que las elecciones de este año sean libres y auténticas”, indicó.

En la Biblioteca Mexicana de la Fundación Miguel Alemán, donde se realizó la presentación del libro, Ricardo Raphael, director del Centro Cultural Tlatelolco (UNAM) y columnista de EL UNIVERSAL, destacó su paso por Naciones Unidas, que le permitió escuchar a tiempo el viento de los cambios políticos y sociales

Al comentar el libro, mencionó que se narra bien la vida de Muñoz Ledo que se mezcla con la política.

Destacó que en la época en que estaba en la política, lo que la mayoría social buscaba eran líderes como Porfirio, quien “fue testigo en primera trinchera de cómo murió el régimen, [lo que está planteado en el libro] y cómo puede surgir el siguiente”.

Destacó la forma en que se escribió el libro y calificó como una biografía importante que al leerlo es como escuchar hablar a Muñoz Ledo.

Rafael Rodríguez Castañeda, periodista y director de la revista Proceso, dijo que es un libro enciclopédico que se logró gracias a una visión envolvente de la historia del país.

“Nos cuenta su historia personal y tenemos la posibilidad de tener una perspectiva del país en que nació. Nos cuenta su historia estudiantil. Aprendió nuevas categorías para definir con un enfoque novedoso que incorporó a la política”, detalló.

Agregó que en el libro se pinta un cuadro enciclopédico de la historia política mexicana en la que predomina la filosofía de Porfirio Muñoz, de un pensamiento republicano.

Mientras que Ricardo Valero, ex embajador e investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, indicó que se trata de un libro valioso para la vida política del país.

Dijo que tuvo el privilegio de conocer a Porfirio Muñoz en 1964, cuando fue su alumno con un curso innovador de Muñoz Ledo para esa época: Proceso Político Mexicano.

El libro, dijo, apenas se asoma una parte de la vida política del país y las aportaciones de Porfirio: “Como legislador Porfirio fue certero en sus discursos; como oposición al gobierno, fue parte fundamental de la política del país. Fue funcionario ejemplar y aportó una ideología política”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS