aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Son países desarrollados productores de drogas

Abatir estupefacientes sintéticos, un reto de la lucha antinarco: especialista europeo
Martes 24 de diciembre de 2002 Carlos Avilés | El Universal

El rostro de las drogas ha cambiado en el mundo, pues ahora los países ricos no sólo son consumidores sino también importantes productores, mientras que naciones como las latinoamericanas, que básicamente eran punto de origen o tránsito de estupefacientes, han incrementado sus niveles de consumo.

Ante esta situación, la lucha contra las drogas debe poner especial énfasis en abatir la demanda de las mismas, advierte Alain Wallon, coordinador de relaciones públicas del Observatorio Europeo de la Droga y las Toxicomanías.

En entrevista con motivo de su participación como observador en la pasada reunión que realizaron en México los 34 países que integran la Comisión Interamericana para el Control del Abuso de las Drogas (CICAD), Alain Wallon considera que uno de los principales desafíos para el futuro será el combate a las drogas sintéticas.

Este tipo de drogas químicas, pueden ser las que en los próximos años puedan sustituir a los estupefacientes de origen natural como la mariguana y la cocaína.

El Observatorio Europeo de la Droga y las Toxicomanías es el organismo que creó la Unión Europea en 1993 en respuesta al recrudecimiento de los problemas de drogas en Europa.

Y ahora participa como observador en la CICAD, que es el brazo que creó la Organización de Estados Americanos (OEA) para combatir el narcotráfico en esta región del mundo.



Colaboración abatiría el narco

Es en este contexto, que Alain Wallon considera que se debe buscar una mayor colaboración a nivel mundial para combatir a este mal, sobre todo porque "nunca hemos sido tan parecidos en el fenómeno de las drogas".

Y hace especial hincapié en el hecho de que todas las naciones deben reforzar el trabajo que realizan de prevención para evitar los problemas de consumo de drogas entre su población.

Alain Wallon comenta que "ahora no hay ninguna parte del mundo que sea una región de puro consumo, incluso en Estados Unidos hay producción de metanfetaminas y de la planta de la cannabis (mariguana).

"Regiones desarrolladas, países más ricos, también pueden ser países productores...

El observador de la Unión Europea agrega: "Ahora hay más consumo en América Latina, ¿por qué? Porque hay una sobreproducción de cocaína. ¿Y qué hacen ante esta situación los traficantes? Venden muy cara la droga en Nueva York, París, Londres, pero la parte que queda la venden a precio más bajo en México y Colombia... La diferencia entre los países se está reduciendo cada día", asegura.



Globalización del narcotráfico

Al referirse a la globalización del narcotráfico, señala que "la cosa más importante en los últimos años son las drogas sintéticas".

En especial, precisa que este tipo de drogas "son fabricadas en la región europea, nosotros somos la región productora, así que no hay más diferencia entre países productores y de consumo.

"La Unión Europea también produce drogas sintéticas como el éxtasis (Holanda ocupa el primer lugar de producción) y las exporta, sobre todo a Estados Unidos, aunque poco a poco se abren otros mercados en América Latina."



El futuro son drogas sintéticas

Alain Wallon, coordinador de relaciones públicas del Observatorio Europeo de la Droga y las Toxicomanías, reporta que la producción y consumo de drogas sintéticas "se mundializa poco a poco, porque son drogas que se hacen con precursores químicos y la Unión Europea es productora y exportadora de precursores químicos".

Además de que "en el futuro puede ser que esta droga domine en el mercado, puede tomar el lugar de drogas naturales, porque las ganancias del crimen organizado con las drogas de síntesis son muy altas".

En especial, dice, "porque hay menos riesgos y mercados muy cercanos al lugar de producción, porque el tránsito es muy corto. Agrega que entonces hay menos riesgos de pesquisas y también hay una capacidad de fabricación que se puede esconder en muchas partes, sobre todo en pequeños laboratorios clandestinos que pueden cambiar de país sin muchos problemas".

Alain Wallon, coordinador de relaciones públicas del Observatorio Europeo de la Droga y las Toxicomanías, reitera que el futuro del narcotráfico se centra en la producción de drogas de síntesis.



PUBLICIDAD