aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Dar seguridad, base para ejercer libertades: Calderón

Al firmar el decreto por el que se derogan las sanciones de carácter penal para delitos como la difamación, la calumnia y la injuria, el mandatario dijo: "Este es un gran reto nacional que requiere la acción del gobierno, pero también la acción corresponsable de todos"
Viernes 13 de abril de 2007 Sergio Javier Jiménez | El Universal

México ni puede ni va a quedar en manos de criminales, advirtió el presidente Felipe Calderón Hinojosa, quien señaló que para enfrentar al crimen organizado, se requiere de la participación de todos los sectores.

Al firmar el decreto por el que se derogan las sanciones de carácter penal para delitos como la difamación, la calumnia y la injuria, el mandatario dijo: "Este es un gran reto nacional que requiere la acción del gobierno, pero también la acción corresponsable de todos: los tres órdenes de gobierno, los Poderes de la Unión, los diferentes partidos políticos, la sociedad entera, los medios de comunicación, desde luego; todos estamos obligados a formar un frente común contra quienes son enemigos de México".

A esa delincuencia, agregó, no son ajenos quienes practican la libertad de expresión, como son los medios de comunicación, pues se han cometido crímenes en contra de periodistas, hechos que "en su gran mayoría, por desgracia, aún siguen impunes".

Ante empresarios y directivos de medios de comunicación, así como legisladores, indicó que salvaguardar la seguridad y el orden en todo el país "es fundamental para que los ciudadanos ejerzan plenamente sus libertades y sus derechos".

La lucha por un país seguro, con calles y escuelas libres de criminales, dijo Calderón, "exige la acción conjunta de sociedad y gobierno. Debemos dar pasos firmes y pasos decididos y permanentes en estos frentes y emplear toda la fuerza del Estado".

Dijo que pese a los riesgos que implica en términos de dinero, de tiempo o de vidas humanas, "esta batalla vale bien la pena librarla, porque nos augura el México mejor al que aspiramos heredar a las futuras generaciones".

Acusó que la delincuencia "busca beneficiarse del temor y la zozobra para inmovilizar a la sociedad y al gobierno", pero los medios tienen un papel de mayor relevancia, pues pueden fomentar la unidad nacional "en torno a este grave problema".

"Los mexicanos no nos vamos a vencer ante este reto que pone a prueba nuestra entereza y nuestro carácter y fuerza como sociedad", aclaró.

Agregó que "toda amenaza a la prensa libre es una amenaza a la democracia. Las libertades de prensa e información, no sólo deben ser reconocidas, sino también garantizadas eficazmente por el Estado. No son una concesión graciosa, sino una condición de toda democracia".

Su compromiso personal, subrayó, es el respeto a la libertad de prensa, pero también a defender el libre y seguro desempeño de la profesión.

Libertad responsable

Al hablar de las reformas al Código Penal Federal en materia de libertad de expresión, Francisco Ramírez Acuña, secretario de Gobernación, convocó a ejercer esa libertad con responsabilidad: "Tenemos que respetar la esfera de la libertad de los demás".

"Hoy en nuestro país todo mundo puede disentir y expresarlo en el marco del estado de derecho sin temor a represalia alguna", comentó.

Sin embargo, Alejandro González Alcocer, presidente de la Comisión de Justicia del Senado, aclaró: "Con estas reformas no se pretende abrir las puertas al libertinaje o a la impunidad, sino al contrario, se busca apoyar y honrar a quienes ejercen con alto sentido de responsabilidad el libre ejercicio de expresión".

Felipe Calderón Hinojosa, al manifestar su preocupación por los delitos contra periodistas, reconoció que aún hay retos para garantizar la libertad de prensa, pero se comprometió a no escatimar en recursos y esfuerzos para el esclarecimiento de los crímenes, como el del corresponsal Amado Ramírez, asesinado en Acapulco.

El decreto deroga 14 artículos, del 350 al 363 del Código Penal Federal, y adiciona dos al Código Civil Federal, el 1916 y 1916 bis, reforma que el diputado César Camacho, presidente de la Comisión de Justicia, consideró "un acierto jurídico, social y político".

Al evento asistió el licenciado Juan Francisco Ealy Ortiz, Presidente y Director General de EL UNIVERSAL; Gonzalo Marroquín, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), y el diputado Gerardo Priego Tapia, presidente de la Comisión Especial para dar Seguimiento a las Agresiones a Periodistas, de la Cámara de Diputados.



PUBLICIDAD