EU “promete” mayores sanciones contra Irán

Demanda a la República Islámica cumplir con 12 exigencias, incluida dejar Siria; Hassan Rouhani: “El mundo está cansado que estadounidenses decidan por él”
El presidente iraní, Hassan Rouhani, ayer durante una reunión con un grupo de docentes universitarios, en Teherán (AP)
22/05/2018
06:06
Víctor Sancho / Corresponsal
Con información de agencias
-A +A

Washington.— Tras romper de forma unilateral el pacto nuclear con Irán, el “plan B” de Estados Unidos para Teherán promete las “mayores sanciones de la historia” a no ser que el régimen de los ayatolás cumpla con 12 exigencias —que incluyen desde dejar su programa nuclear hasta retirarse de la guerra civil en Siria— que podrían levantar la presión económica “sin precedentes” e iniciar el diálogo para un nuevo pacto; sin embargo, la República Islámica rechazó el ataque del gobierno de Donald Trump.

“El aguijón de las sanciones se volverá aún más doloroso si Irán no cambia su curso”, anunció el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo. Para el gobierno del magnate, el pacto nuclear firmado en 2015 no ha cumplido con su objetivo: estabilizar Medio Oriente.

La idea de Washington es que, con las medidas financieras a pleno rendimiento, Teheran se verá obligado a rendirse y volver a la mesa de negociación. La otra opción es un nuevo acuerdo, en forma de tratado, mucho más restrictivo que el firmado en 2015 y que cuenta con 12 premisas imperativas, que EU ve como “requisitos básicos” que, según Pompeo, es lo que el mundo debería pedir.

Las condiciones tocan todos los temas. Irán debe abandonar sus programas nuclear y balístico, permitiendo inspecciones incondicionales a organismos internacionales para que lo verifiquen. En el plano geopolítico, exige que abandone la “desestabilización” de la región, inmiscuyéndose en países vecinos con amenazas o apoyo a grupos “terroristas” como Hezbolá, Hamás, el talibán en Afganistán, los chiítas iraquíes, los hutíes yemenitas o Al-Qaeda.

Dejar de amenazar a aliados estadounidenses como Israel y Arabia Saudita, y la liberación de los prisioneros de EU y aliados “bajo cargos falsos” son otras condiciones.

“EU no ha creado esta necesidad de cambio de comportamiento, ha sido Irán”, justificó, prometiendo que la administración de Trump se asegurará que Irán no tenga “ahora ni nunca” un camino hacia las armas nucleares, ni “carta blanca para dominar Medio Oriente”.

El mensaje de EU fue respaldado por Benjamin Netanyahu, primer ministro de Israel: “La política de Trump es justa: cero enriquecimiento que no es necesario e Irán debe abandonar Siria”.

Desde Teherán, la respuesta fue negativa. El presidente iraní, Hassan Rouhani, declaró: “Un hombre que trabajó en el servicio secreto quiere dictarle a un estado soberano como Irán lo que debería y no debería hacer”, en referencia al cargo que ostentó Pompeo como director de la CIA. Indicó: “El mundo de hoy no acepta que EU decida por el mundo. Los países tienen su independencia”.

Para el ministro de Asuntos Exteriores iraní, Javad Zarif, la propuesta de Washington es la demostración que la “farsa de la diplomacia de EU es una regresión a sus antiguas costumbres”. La alta representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Federica Mogherini, ya advirtió ayer que “no hay alternativa” al actual pacto nuclear.

Pompeo también declaró: “Los iraníes tendrán que tomar una decisión sobre su liderazgo”. El ministro federal de Asuntos Exteriores de Alemania, Heiko Maas, aseguró que tanto su país como la UE mantendrán el pacto nuclear con Irán, y adelantó: “ Viajaré a Washington y mantendré una reunión con Pompeo y aprovecharé la oportunidad para tratar el tema [sobre el pacto nuclear]”. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS