¿Cómo celebran la Navidad las familias de la realeza?

Cenas, bailes, servicios religiosos, fiestas de caridad, destinos exóticos y villancicos forman parte de las tradiciones navideñas de príncipes y monarcas; conoce todos los detalles
23/12/2017
00:10
Redacción
-A +A

Aunque no es posible saber con exactitud lo que ocurre dentro de los salones en los que príncipes y monarcas celebran Navidad, varias familias reales dejan ver algunos detalles de sus celebraciones, envían tarjetas con motivo de las fiestas o participan en celebraciones públicas. En esta ocasión habrá incluso algunas novedades.

REINO UNIDO
Como cada año, la familia real británica celebrará la Navidad en la casa de campo de Sandringham, en el condado de Norfolk, al este de Inglaterra, donde tomarán el té de la tarde del 24 de diciembre con la reina Isabel II.

Los invitados llegan a la finca de 8 mil hectáreas desde el 23 de diciembre. En Nochebuena, los nietos y bisnietos de la reina Isabel ponen los toques finales al árbol de Navidad, luego se sirve la cena a los invitados reales, que visten de etiqueta.

Pese a que los niños en el Reino Unido no abren sus regalos sino hasta la mañana de Navidad, el príncipe Jorge y el resto de infantes de la familia real abrirán sus presentes en Nochebuena, una tradición que viene de los antepasados alemanes de la reina.

En la mañana de Navidad se sirve un desayuno inglés completo y luego la familia real acude a una misa en la iglesia de St. Mary Magdalene. Durante el camino a la iglesia, los monarcas suelen aprovechar para mostrarse ante el público y los medios. En esta ocasión, los reflectores estarán puestos en la actriz estadounidense Meghan Markle, que hace poco anunció oficialmente su compromiso con el príncipe Harry.

Tras el servicio religioso, los Windsor vuelven a la residencia de la reina para el almuerzo en el Red Drawing Room, pasan la tarde viendo películas en un salón de la casa que cuenta con un proyector para ver el discurso de la soberana.

Aunque los duques de Cambridge, Guillermo y Kate, planean también asistir a la misa, pasarán el resto del día con sus hijos y con los padres de Kate, los Middleton.

ESPAÑA
El rey Felipe VI suele pasar los días previos a Navidad preparando el discurso que emite tradicionalmente en la Nochebuena. A parte de esto, el monarca y la reina Letizia no celebran ningún evento oficial y suelen pasar estos días con sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, en Madrid.

En los últimos años, recibir regalos de Santa Claus también se ha vuelto tradición en España, por lo que, tras la cena de Nochebuena en el Palacio de la Zarzuela junto a los reyes Juan Carlos y Sofía y la familia de doña Letizia, las pequeñas Leonor y Sofia trendrán regalos bajo el árbol al despertar.

Después del 26 de diciembre hasta el comienzo del año, se inicia la única semana que los Reyes tienen libre para lo que el rey Felipe define como “tiempo humano”, que incluye planes familiares estrictamente privados.

A veces, la familia real también asisten a una obra de teatro o a una representación de ballet. El año pasado fueron "de incognito" al cine para ver la taquillera "Rogue One” de Star Wars, según indicaron los medios. Apenas el pasado domingo los reyes acudieron con Leonor y Sofía a ver la octava entrega de la taquillera saga de ciencia ficción.

DINAMARCA
Las celebraciones comienzan el 23 de diciembre durante el Lille Juleaften, cuando todos los regalos están envueltos y el árbol es decorado por los más jóvenes: los príncipes Christian y Vincent y las princesas Isabella y Josephine.

Como desde hace 800 años, la familia real danesa celebra estas fechas en el Palacio de Marselisborg, en donde también asisten a un servicio religioso de Navidad, para después disfrutar de una cena en el Palacio.

La reina Margarita emite un discurso en Nochevieja y pasa la noche disfrutando de un baile de máscaras y fuegos artificiales. En esta ocasión la reina danesa y su marido, el príncipe Enrique, celebrarán la Navidad solos, sin sus hijos ni sus nietos. Después pasarán las vacaciones en el palacio de Marselisborg, en Aarhus.

Por su parte, sus hijos viajarán al extranjero: el príncipe heredero Federico y sus cuatro hijos volarán a Australia para estar con la familia de su esposa Mary. El príncipe Joaquín y su esposa Marie también estarán fuera con sus hijos.

Desde septiembre, la familia real informó que el príncipe Enrique sufre demencia y pidió tranquilidad para el monarca, por lo que se ha mantenido alejado de las cámaras.

MONACO
Días antes de Navidad, el príncipe Alberto, la princesa Cherlene, y las hermanas o sobrinos del monarca reparten regalos en la ceremonia anual del árbol de navidad en el palacio real. La tradición la inició en la década de 1950 la princesa Grace, quien tuvo la idea de invitar a los niños desfavorecidos del principado a una fiesta en palacio con regalos y chocolate caliente.

La familia real también asiste a la apertura de La Villa de Noël de Mónaco, en la que los más jóvenes de la realeza disfrutan junto con todos los niños de los juegos mecánicos.

Los Grimaldi no entran mucho en detalles sobre estas fechas, pero se sabe que algunos de ellos permanecen en Montecarlo.

SUECIA
La temporada decembrina en la casa de los Bernadotte está llena de celebraciones, pues un día antes de Nochebuena, el 23 de diciembre, la reina Silvia cumple 74 años. Según ha detallado la propia monarca, en este día la familia escoge un árbol de navidad y lo decoran juntos, además de hacer un intercambio de regalos.

Como ya es tradición, la princesa heredera Victoria y su familia enviaron esta semana un video de felicitación. La princesa Estela y su hermano Oscar aparecen sonrientes en las imágenes junto a sus padres deslizándose sobre un trineo en la nieve.

"Feliz Navidad y feliz Año Nuevo", deseó la pequeña Estela. Al final del video publicado por la Casa Real en YouTube se ve a la familia jugando delante de la chimenea, rodeada de decoración navideña tradicional sueca y dulces.

NORUEGA
El rey Harald y la reina Sonia celebrarán las vacaciones como siempre en la villa de Kongsseter, en una residencia familiar construida en 1907 que se encuentra en lo alto de las colinas a las afueras de Oslo.

Otra tradición que cumple la familia real noruega es la celebración de la misa de Navidad en la capilla de Holmenkollen.

Este año ni el príncipe heredero Haakon ni Mette-Marit ni sus hijos estarán con el rey Harald y la reina Sonia, pues celebrarán la Navidad en casa, junto a la familia de la princesa. Pero antes harán acto de presencia en en una fiesta navideña para indigentes y necesitados.

Sin embargo, los monarcas no estarán solos, pues estarán con ellos su hija mayor, Marta Luisa y sus tres hijas, según informó el palacio. El padre de las niñas, Ari Behn, también está invitado pese a que se separaron el año pasado.

BÉLGICA
Una de las tradiciones navideñas de la familia real belga es el concierto de villancicos en el Palacio Real. Antes de que comience el recital, los reyes Felipe y Matilde posan con sus cuatro hijos: Elisabeth, Gabriel, Emmanuel y Eléonore, ante el árbol de Navidad de la residencia real para la tradicional foto navideña que es reproducida en todos los medios del país.

El príncipe Felipe pronunciará su tradicional discurso navideño el 25 de diciembre en francés y en flamenco. Esta es su única aparición pública durante las vacaciones.

Los detalles de cómo celebrarán la Navidad él, su mujer Mathilde y sus cuatro hijos, es un secreto.

ae

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS