Exigen a alcalde reactivación de rastro en Naucalpan

Trabajadores rechazan desalojar el inmueble declarado inoperable tras el 19-S
Durante la protesta, los tablajeros recordaron que el alcalde Edgar Olvera en campaña les ofreció reactivar el rastro municipal. También lo acusaron de ser vegetariano y querer cerrar el centro de distribución de cárnicos. (REBECA JIMÉNEZ. EL UNIVERSAL)
27/10/2017
01:11
Rebeca Jiménez Jacinto
Naucalpan, Méx.
-A +A

[email protected]

Cerca de 200 trabajadores del rastro municipal marcharon por avenida Primero de Mayo, Periférico Norte y Gustavo Baz, para exigir la reactivación del centro de matanza y rechazar el desalojo de su centro de trabajo, por presunto daño estructural del inmueble luego del sismo del 19-S.

La protesta de los tablajeros se prolongó por casi seis horas, desde las 10:30 de la mañana, hora de la que salieron en marcha del rastro ubicado en las vías del Ferrocarril Acámbaro, en la zona de San Luis Tlatilco, lo que desquició la circulación de las avenidas Primero de Mayo, Periférico Norte y Gustavo Baz.

En tanto, el ayuntamiento dio a conocer un dictamen de Protección Civil que determinó “alto riesgo de colapso”, en lo que fue el rastro municipal, donde afirma que existe asimetría en la estructura, cuarteaduras, deformación en estructuras de acero y muros con claros pronunciados, entre otras afectaciones.

En un comunicado, el ayuntamiento responsabilizó al líder de los trabajadores de este centro, Jorge Gómora de “impedir que personal de la Dirección General de Protección Civil y Bomberos Municipal cumpla con su obligación de demoler el inmueble, como lo establece el dictamen DGPCyB/SPC/2446/2017, toda vez que puede colapsar y poner en riesgo la vida de quienes están en su interior”.

El gobierno municipal hizo “un llamado a los consumidores que acuden a este centro para que no lo visiten, ante el riesgo que representa por su daño estructural”.

Señalaron que “desde el inicio de esta administración, el gobierno ha propuesto a los trabajadores la reubicación del Centro de Distribución de Cárnicos a otro predio municipal, al tiempo que ha manifestado su interés de conocer su proyecto, toda vez que el predio donde se encuentra no cumple, además, con las normas sanitarias como lo estableció la Cofepris desde el 2008, y actualmente tampoco cuenta con las condiciones de seguridad y normatividad de protección civil”.

Dicho dictamen no corresponde a la realidad, apuntaron tablajeros que mostraron otro estudio estructural firmado por un arquitecto Moisés Pérez Sánchez, en el que se descartan daños al rastro municipal, señaló Alfonso Mata Garay.

En la protesta los tablajeros difundieron el discurso de campaña de Edgar Olvera, cuando los visitó en el rastro municipal en campaña y ofreció reactivar esa fuente de empleo, “lo cual hoy no ha cumplido como alcalde”, reiteraron a gritos frente al palacio municipal, donde incluso acusaron al alcalde de ser vegetariano y querer cerrar el centro de distribución de cárnicos.

En el rastro laboran cerca de 40 introductores de carne que abastecen mercados del poniente del Valle de México. Una comisión de inconformes fue recibida por autoridades que les propusieron reubicarlos.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS