Cierran paso a nuevo sistema de transporte

Choferes y taxistas de la zona impiden inicio del servicio ejecutivo; unidades de la empresa fueron atacadas, afirma directora general
La empresa Jetty empezaría a prestar el servicio con tres camionetas, de forma gratuita durante la primera semana, en el derrotero Lomas Verdes-Polanco (CORTESÍA)
16/08/2017
01:12
Rebeca Jiménez Jacinto
-A +A

[email protected]

Naucalpan, Méx.— El servicio de transporte ejecutivo colectivo de pasajeros, llamado Jetty, que empezaría a prestar servicio el 15 de agosto de Lomas Verdes a Polanco, fue suspendido por un grupo de choferes del Estado de México, quienes rodearon las nuevas unidades y las vandalizaron.

Cristina Palacios, directora general de Jetty, relató que antes de las 6:30 de la mañana, las primeras camionetas llegaron a Lomas Verdes, a las inmediaciones de la Universidad del Valle de México, donde un grupo de nuevos usuarios tenía reservaciones para viajar rumbo a Polanco.

Sin embargo, el primer viaje y día de servicio fue impedido por un grupo de transportistas de la ruta 16, así como por taxistas del Estado de México, quienes rodearon las camionetas del servicio de transporte ejecutivo colectivo e impidieron que prestaran el servicio.

La agresión se registró a las 6:16 de la mañana, sobre la avenida Lomas Verdes, frente al Sanborns, cuando “un grupo de hombres nos rodeó y nos mantuvo en el sitio entre gritos y amenazas, e incluso poncharon una llanta”, afirmó Cristina Palacios.

Por espacio de hora y media “nos impidieron trabajar, en lo que sería el primer día de servicio; sin embargo, en un afán de diálogo y no de confrontación , porque esa es nuestra mística, accedimos a cancelar las reservaciones de viajes confirmados”, afirmó Cristina.

Jetty determinó suspender el servicio hasta que haya diálogo con los transportistas mexiquenses, “con quienes no pretendemos competir, porque el servicio que ofrecemos es distinto”, detalló.

Esta empresa, que empezaría a prestar el servicio solamente con tres camionetas, de forma gratuita durante la primer semana —con capacidad para 19 pasajeros y wifi—, en el derrotero Lomas Verdes-Polanco, y posteriormente “por 49 pesos por un recorrido de 12 kilómetros, de forma segura y cómoda, con unidades que cuentan con GPS y cámaras de seguridad internas”, indicó la gerente.

Afirmó que este sistema es una opción de empleo para conductores que estén dispuestos a someterse a exámenes toxicológicos, así como a pruebas de aptitudes.

Esta nueva forma de viajar entre el Estado de México y la Ciudad de México, en un transporte colectivo ejecutivo hasta para 19 personas, a través de una aplicación telefónica, cuenta con licencia de operación bajo contrato electrónico de transporte privado de pasajeros, expedido por la Secretaria de Finanzas del Estado de México, afirmó Cristina Palacios.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS