Temen nueva ola de violencia en la Condesa

Empresarios prevén venganzas por ejecución; pasará lo mismo que en 2013 en caso Black, dicen
El bar Dembow fue clausurado por la muerte de Martín. Las imágenes de los asesinos, las placas de la camioneta y la ruta de escape quedaron grabadas en cámaras de seguridad del C5 de la Secretaria de Seguridad Publica local (IVÁN STEPHENS. EL UNIVERSAL)
17/04/2018
01:01
David Fuentes
-A +A

[email protected]

El asesinato de Martín “N”, de 16 años, aparentemente por una disputa entre narcomenudistas, despertó nuevamente el miedo entre los empresarios del ramo restaurantero en la colonia Condesa, pues la tragedia les recordó lo que sucedió en 2013, cuando la violencia en la zona se incrementó considerablemente.

Advierten que nuevamente todo el corredor Roma-Condesa será escenario de enfrentamientos y ajustes de cuentas; en consecuencia, ellos prevén una pérdida de clientes, pues el miedo se extiende a los comensales y visitantes.

En un recorrido, empresarios —que pidieron el anonimato— manifestaron a EL UNIVERSAL que trabajan con las autoridades para evitar que se repita el fenómeno, además de que nuevamente implementaron chats de seguridad en los que dan cuenta de lo que sucede en cada uno de los establecimientos.

En este sentido, recordaron que la administración del ex jefe de Gobierno Miguel Ángel Mancera y de quien fuera procurador, Rodolfo Ríos Garza, dejaron muchos pendientes sobre el tema de seguridad, pues nunca la garantizaron en la zona.

En aquel 2013, detallan, antes que implementaran operativos y trabajos coordinados entre las corporaciones policiacas, desacreditaron las denuncias públicas de extorsión y cobro de derecho de piso.

“Esto se veía venir, la situación no ha cambiado del todo aquí. Las personas que venden droga dentro de los baños, en las calles o llegan a dejarla siempre han estado, se ha denunciado, no niego que capturan a uno o dos narcomenudistas, pero eso no basta para alejar el problema. Las autoridades deben implementar un programa integral y permanente, nosotros hacemos lo conducente, denunciamos y nos quejamos, pero resulta insuficiente.

“Lo que pasó con este joven es la punta del iceberg, es lo que se ve ahora, pero hay mucho más de fondo. Nos preocupa que es lo mismo que pasó cuando el lugar se llamaba bar Black, mataron a uno, luego los amigos del muerto se vengaron y después los amigos del primero levantaron a los de Tepito y vivimos un infierno en aquella ocasión, ahora está pasando exactamente lo mismo”, expuso Mariano Montero, propietario de un antro ubicado en la calle Tamaulipas.

De la ejecución de Martín, la procuraduría capitalina analiza los videos de seguridad proporcionados por el bar Dembow Condesa, donde sucedieron los hechos. Según la carpeta de investigación, las cinco personas que increparon a la víctima al parecer no fueron quienes dispararon contra el menor de apenas 16 años de edad, pues en el video se observa que lo obligan a retirarse.

Acto seguido, hacen una llamada en el celular y minutos después llegan otros tres jóvenes a bordo de una camioneta Jeep Liberty negra, de donde se bajan los homicidas, le dan alcance a Martín y se aprecia cómo le disparan en por lo menos cinco ocasiones y se retiran del lugar.

Las imágenes de los asesinos, las placas de la camioneta y la ruta de escape quedaron grabadas en cámaras de seguridad del C5 de la Secretaria de Seguridad Pública local.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS