Se encuentra usted aquí

Siete veces se anegó la casa

Autos, muebles, electrodomésticos y ropa fueron parte de las pérdidas de los habitantes de algunas colonias de Coyoacán. (GERARDO SUÁREZ. EL UNIVERSAL)
08/09/2017
01:03
Gerardo Suárez
-A +A

[email protected]

Para vecinos del Pueblo de Santa Úrsula Coapa, en Coyoacán, este año ha sido el más complicado pues han padecido hasta siete inundaciones; coinciden en que la noche del miércoles fue la más crítica que recuerdan.

En cuestión de 15 minutos vieron cómo el agua subía hasta alcanzar 90 centímetros de altura dentro de algunas viviendas de esta colonia en el sur de la Ciudad.

Autos, muebles y ropa fueron parte de las pérdidas de los habitantes de esta zona, principalmente sobre calzada de Tlalpan 3061, así como en las calles Esfuerzo, Privada de Esfuerzo y Allende.

“Este año van como siete veces que nos inundamos pero ésta fue la máxima”, dijo Brenda Martínez, habitante de la cerrada Esfuerzo, mientras mostraba la línea de lodo a 90 centímetros de altura que dejó el agua anegada en su casa.

“Todos los muebles se amolaron, cuando vi que llovía mucho me subí a la planta alta”, describió Esther Molina, quien en su caso ha sufrido tres anegaciones.

Aunque cifras de la delegación Coyoacán reportan 27 casas afectadas y con pérdidas, a unos metros de distancia, los tres condominios horizontales de calzada de Tlalpan 3061, donde hay casi 70 viviendas, sufrieron inundaciones al exterior pero el agua se coló a la mayoría de las casas y alcanzó hasta 30 centímetros, según vecinos.

En las privadas Jacarandas y Colorines los vecinos reportaron cerca de 14 autos dañados porque el agua se introdujo a los escapes, circuitos eléctricos y asientos.

“Ya habíamos enviado un escrito en junio al gobierno local por la inundación en ese entonces pero a la fecha no se arregla nada”, comentó Armando Ojinaga, afectado del condominio Jacarandas.

La delegación laboró la madrugada del jueves para bajar los niveles de agua, incluido el estacionamiento de una unidad habitacional en Tlalpan y Esfuerzo, donde dos autos fueron pérdida total, y ayer Coyoacán desplegó a 300 personas para limpiar los domicilios.

Los vecinos exigieron una solución a los problemas de inundaciones y señalaron que parte del conflicto es la antigüedad del drenaje; además de que la calzada de Tlalpan fue recién pavimentada y quedó con una inclinación que desliza el agua a sus viviendas, por lo que han colocado costaleras, las cuales reforzarán porque la noche del miércoles fueron insuficientes.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS