Revisiones más estrictas en nuevos verificentros

El próximo lunes 2 de julio reiniciará la medición de contaminantes en autos; remodelación incluye sistema de videovigilancia y software propiedad de la CDMX
La prueba físico-mecánica, que incluye la revisión del estado de las llantas, no se realizará a todos los automóviles, por lo que la entrega del holograma únicamente dependerá de la emisión de gases contaminantes. Foto: GALO CAÑAS. CUARTOSCURO
08/06/2018
01:24
Phenélope Aldaz
-A +A

[email protected]

A partir de este 2 de julio volverá la verificación vehicular a la Ciudad de México. Los vehículos pasarán por una revisión más estricta en cuanto a emisión de contaminantes y una prueba físico-mecánica, ésta última aleatoria y que no determinará el holograma.

El jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, aseguró que con los nuevos equipos con que contarán los 55 centros de verificación vehicular autorizados para operar, no se permitirán actos de corrupción.

“Primero, un sistema de cámaras que desde que ingresa el vehículo hasta que abandona es monitoreado para que no se cambie el vehículo, que era algo que era de sospecha o susceptible de sospecha.

“Segundo punto, un software único propiedad del Gobierno de la Ciudad que permite monitorear —en tiempo real— el proceso y los resultados de verificación, (...) eso permite llevar el control, llevar el proceso de seguimiento e incluso de intervención en el momento que la Secretaría de Medio Ambiente decida”, enfatizó el mandatario local.

Acompañado por la secretaria del Medio Ambiente, Tanya Müller, el jefe de Gobierno visitó el verificentro MH22, ubicado en Calzada México Tacuba 1073, colonia Huichapan, en la delegación Miguel Hidalgo.

Luego de recorrer las instalaciones, el mandatario destacó que además, ante las señalamientos de que el sistema OBD-II podía ser alterado, también se integró un mecanismo a la verificación para detectar éste tipo de anomalías.

Afirmó que tampoco se podrán realizar los denominados “saltos”, a fin de que vehículos en malas condiciones puedan obtener un holograma que les permita circular todos los días, y se erradicará la presencia de los llamados coyotes.

“Precisamente el diseño de este sistema de verificación impide absolutamente eso. Al asegurarnos que la tecnología es monitoreada, que las instalaciones están a la vista, que los técnicos están perfectamente capacitados y se les da seguimiento y que existe un sistema transparente y eficiente de entrega, pues esto lo va a asegurar”, volvió a enfatizar.

Revisión. La secretaria del Medio Ambiente indicó que la verificación, desde el momento en que ingresa el vehículo hasta que concluye la revisión, tendrá una duración de 22 minutos siempre bajo mecanismos de videovigilancia.

Reiteró que la prueba físico-mecánica, que incluye la revisión del estado de las llantas, no se realizará a todos los automóviles, por lo que la entrega del holograma únicamente dependerá de la emisión de gases contaminantes como se ha hecho anteriormente.

Esta inspección físico-mecánica se llevará a cabo a través de 4 equipos: alineador al paso, el cual indicará cuántos metros se desvía de una línea recta el vehículo por kilómetro recorrido, y banco de suspensiones para determinar el amortiguamiento.

Además del frenómetro de rodillos, para calcular la eficiencia del sistema de frenos por eje, así como detector de holguras, para revisar el correcto funcionamiento del sistema de escape, frenos y amortiguadores.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS