Impartidores de justicia ponen a prueba sus dotes oratorias

Buscan afinar habilidades para implementar los juicios orales
Al final los integrantes del grupo “Proto Agonistes” fueron los ganadores. A estos se les otorgó un reconocimiento y un diploma por su desempeño (CRISTOPHER ROGEL. EL UNIVERSAL)
30/08/2017
02:06
David Fuentes
-A +A

[email protected]

El Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJCDMX) clausuró el Primer Concurso de Debate Erístico Judicial, evento en el que participaron jueces, magistrados, litigantes, defensores de oficio, así como activistas y sociedad civil interesados en la correcta impartición de justicia, sobre todo con miras a la implementación de los juicios orales.

Ya que el objetivo del concurso fue mejorar las falencias de todos los participantes, pues ahora con la implementación de la nueva reforma penal, abogados, jueces y ministerios públicos deben exponer sus argumentos ante un público en vivo y con base a sus capacidades o limitaciones se puede ganar o perder un caso.

“El objetivo fue el de constituir una plataforma para el desarrollo de las capacidades en materia de retórica, oratoria y argumentación jurídica en beneficio de todos”, comentó Sandra Chavarría, participante en el concurso.

Para llegar a esta deliberación, tres grupos de ponentes debatieron temas sensibles y de relevancia para la sociedad capitalina.

Tales como la “Objeción de Conciencia” con la hipótesis de qué hacer cuándo una persona recibe la orden de una autoridad y no tiene manera de como evadirla, más que con su conciencia.

En este análisis se tomó como ejemplo el caso de un médico al que lo obligan a realizar el aborto, acto que iba en contra de sus principios religiosos

También se debatió sobre la “Adopción homoparental”, es decir, la adopción de un menor de edad por dos personas del mismo sexo.

El argumento de los tres grupos participantes fueron el qué tan conveniente o qué tan inconveniente resulta para un niño vivir con dos padres o dos madres y no con la estructura familiar que establece la sociedad.

Aptitudes oratorias. Cada grupo de participantes tenía un máximo de dos minutos para exponer sus argumentos y convencer a un comité evaluador compuesto por jueces, magistrados, especialistas en juicios orales y expertos en materia de justicia.

Estos evaluaron aptitudes como la expresión corporal, timbre de voz, conocimiento del tema, entre otros puntos que considera un juez en un proceso penal oral.

Al final los integrantes del grupo “Proto Agonistes” fueron los ganadores. A estos se les otorgó un reconocimiento y un diploma, “al final de cuenta los juicios tienen que ver con convencer con razones de peso y eso es lo que se aprendió con este primer concurso de debate; saber convencer con razones de peso y no nada más convencer por convencer o gritar”, comentó Martín José Utrilla, ganador del concurso.

El comité organizador, así como las autoridades del Tribunal Superior de Justicia, anunciaron que a partir de esta fecha, y año con año, se realizará este concurso de debate.

Autoridades confían que este primer concurso, aunque con una participación menor, se sumen otras voces para el próximo año.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS